"Estoy muy asustado". Así de tajante se ha mostrado Rafa Castaño, uno de los concursantes de Pasapalabra que más ha durado en el programa y que actualmente cada tarde se bate en duelo contra su compañero inseparable en el rosco: Orestes, un burgalés que aún acumula más tardes que Rafa en este popular concurso de Antena 3. Quién se alzará antes con el triunfo y se llevará el bote de Pasapalabra, que ya acumula casi 1,9 millones de euros, es, de hecho, la gran pregunta que se hacen todos los espectadores que siguen el espacio.

Rafa cree que podría ser su contrincante, Orestes, quien se embolsase finalmente el millonario bote de Pasapalabra, a tenor de sus palabras en la emisión del último programa, la del miércoles 23 de noviembre. Fue en ese momento cuando el sevillano reveló que sentía miedo por si era el burgalés quien le arrebataba finalmente la victoria pese a todo su esfuerzo.

Y no es para menos, puesto que Rafa Castaño estudia sin descanso nuevas definiciones o datos cada día y, de momento, ya cuenta con entre "50.000 y 60.000 palabras" en su haber, tal y como él mismo confirmó al presentador de Pasapalabra, Roberto Leal.

Qui√©n se lleva el bote de Pasapalabra: ¬ŅRafa u Orestes?

Sin embargo y pese a todo ese esfuerzo, Rafa Castaño se teme que puede ser Orestes quien finalmente le arrebate el triunfo y sea su contrincante quien se lleve el bote antes que él. El concursante así lo afirmó en el programa del miércoles 23 de noviembre, tan sólo horas después de protagonizar una remontada espectacular que lo llevó a rozar con la punta de los dedos el bote de Pasapalabra.

Orestes y Rafa llevan meses peleando por llevarse el bote de Pasapalabra.

Tan sólo necesitaba resolver una palabra más, la definición que comenzaba con la letra M y que correspondía al "nombre del caudillo íbero que, junto con Indíbil, dirigió una revuelta contra los romanos en el siglo III a. C.". Rafa se arriesgó y respondió "Míndolo", pero se equivocó porque la solución correcta era "Mandonio", respuesta que sí sabía su rival: Orestes. "Es Mandonio", le explicó echándose las manos a la cabeza al tiempo que revelaba que "se sabía las 25" palabras del rosco de Rafa. Es decir, si esas definiciones le hubiesen tocado a él en vez de a Rafa, Orestes tendría ya en el bolsillo los más de 1,8 millones que acumula el bote de Pasapalabra.

Y ese es, precisamente, el miedo de Rafa. "Estoy contento", confesaba, por la remontada del día anterior y por haberse quedado a punto de completar el rosco, "porque eso significa que el bote está ahí, muy cerca", pero también aseveró estar "muy asustado porque Orestes se sabía mis 25 palabras y podía haber sido él quien se embolsase el millonario premio.

Así que el duelo continúa y la duda sobre quién será, finalmente, quien resuelva antes todo el rosco de Pasapalabra y se convierta así en el próximo ganador del bote.