El Consell tendió ayer una mano al tejido productivo de la Ribera para acercar el futuro a las empresas. Es la premisa con la que el secretario autonómico de Innovación y Transformación Digital, Jordi Juan, presentó la Estrategia de Especialización Inteligente de la Comunitat Valenciana durante la primera de una serie de jornadas en las comarcas.

El alcalde de Alzira, Diego Gómez, inauguró la ponencia y destacó «la necesidad de la ciudadanía de obtener respuestas a sus problemas». «La sociedad quiere una sanidad inteligente, una industria sostenible y una mayor calidad de vida. Debemos fomentar un crecimiento económico basado en la innovación», afirmó.

"Teconología, ciencia e innovación son las claves para alcanzar una economía inteligente e inclusiva"

Juan, por su parte, hizo hincapié en que la primera de estas jornadas se hiciera en la Ribera, «una comarca históricamente emprendedora». Asimismo, aseguró que el objetivo del nuevo plan estratégico es el de «extender la cultura innovadora por todo el territorio» en un intento por «hacer que la política no se quede en las nubes».

Motivo por el que se busca obtener las opiniones de las empresas, ya que «su ‘feedback’ es necesario para que sea útil». Por su parte, Gonzalo Belenguer, director general de la Red de Institutos Tecnológicos de la Comunitat Valenciana, subrayó la idea de «acercar el futuro al tejido empresarial».

El desarrollo de un nuevo plan estratégico autonómico, acordado a nivel europeo, pretende adaptar el crecimiento económico a una estrategia común bajo una premisa muy clara: «Si Europa quiere ser competitiva, tienen que serlo sus regiones». Sus claves se encuentran en conceptos como la tecnología y la ciencia.

«Queremos un modelo productivo competitivo y resiliente con el que podamos atraer talento y mejorar la calidad de vida, para ello debemos abordar una estrategia global y transversal, en la que se han implicado numerosas direcciones generales», explicó Juan.

Es ahí donde surge el concepto de especialización inteligente. «La clave del éxito es conocer y explotar las ventajas de nuestra economía», explicaron los técnicos del Consell, que añadieron: «Cada región debe definir sus propios retos y desarrollar sus propios ámbitos de especialización, fomentando las sinergias entre políticas públicas e inversiones privadas en ciencia, tecnología e innovación con el objetivo de conseguir una economía que sea inteligente, sostenible e inclusiva», concluyeron.

Mayor flexibilidad para un mercado en permanente cambio

Uno de los objetivos que busca este plan de especialización inteligente, que pretende transformar todo el territorio valenciano, es el de lograr empresas más flexibles para que tengan una mayor capacidad de adaptarse a un mercado en permanente cambio.

En la práctica pasa por movilizar inversiones, impulsar la innovación tecnológica, estimular la inversión privada e involucrar a todo el ecosistema de innovación para convertir a la Comunitat en una región líder en los sectores donde ya ha demostrado su fortaleza.

Presentación de la Estrategia de Especialización Inteligente de la Comunitat Valenciana en Alzira ED