Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sanidad

Una mujer da a luz a cuatrillizos en Elx tras contagiarse de covid dos veces en el embarazo

El padre, Tarik Hanaoui, relata las dificultades del embarazo de su mujer, Zineb, y asegura que casi se muere del susto el día que le dijeron que sería un parto múltiple - "Se contagió dos veces de covid en la gestación y nos recomendaron tener solo dos hijos", afirma

Los padres observan a uno de los cuatro niños recién nacidos.

Ya tienen una niña de 5 años y este 2022 esperaban a su segundo hijo. Caprichos de la biología y el destino, Zineb Moubarak y su marido, Tarik Hanaoui, han visto como su descendencia se ampliaba de golpe con cuatro bebés más. El pasado sábado, en la semana número 32 de gestación, los doctores del Hospital General de Elx decidieron llevar a cabo el parto múltiple de cuatrillizos.

"En principio se había fijado para mañana (por el miércoles) pero se tuvo que adelantar porque mi mujer no podía respirar, ya no le entraba el aire", explica Hanaoui, aún en el centro sanitario ilicitano, donde se espera que la madre de los cuatrillizos reciba el alta, si no surge ninguna complicación imprevista de última hora.

Los protagonistas de esta insólita historia recuerdan las dificultades por las que han tenido que pasar durante los meses de gestación, entre las que hay que sumar, más allá de los problemas que acarrea un embarazo de cuatrillizos, la situación de pandemia. "Zineb se contagió dos veces de covid. Una al principio de quedarse embarazada y otra en la semana 30. De hecho, ingresó en el hospital tras dar positivo por segunda vez y ya no hemos salido", afirma Hanaoui. Quince días después de este ingreso hospitalario tuvo lugar el parto múltiple.

El embarazo empezó con cierta normalidad y los padres estaban relativamente tranquilos, al no ser primerizos. Al mes empezaron a aparecer los primeros síntomas que alertaban de que la situación no era normal. Tras un sangrado imprevisto de la mujer acudieron a un centro hospitalario en el que saltó la voz de alarma definitiva. "Las ginecólogas se empezaron a llamar unas a otras para que vinieran a ver el vientre de Zineb. No entendíamos nada de lo que estaba pasando, hasta que nos dijeron que venían cuatro bebés. Casi me muero al enterarme", bromea Hanaoui.

Evolución favorable

Ingresados en la UCI Neonatal del Hospital General, los cuatro recién nacidos, que han recibido los nombres de Amin, Sofía, Karim y Lina, están teniendo una evolución favorable. Llegaron al mundo en un lapso de tiempo de cinco minutos, con un peso comprendido entre los 1.180 y los 1.776 gramos. "Durante el embarazo nos dijeron que la madre corría mucho peligro y nos recomendaron que lo redujéramos a dos bebés. No lo hicimos porque eso es cosa de Dios y nosotros no tenemos derecho a quitarle la vida a nadie", apostilla el ahora padre de cinco criaturas.

Afincados en Crevillent, donde Hanaoui ejerce como peluquero, con cuatro bocas más que alimentar de golpe, los protagonistas de este parto múltiple van a necesitar mucha ayuda para poder sacar adelante a su familia, tanto a nivel de organización doméstica como económico. "Primero hay que asimilar lo que nos ha pasado. No hemos comprado todavía nada para los bebés porque sabíamos que había mucho riesgo y preferimos esperar a su nacimiento», finaliza el progenitor, a la vez que asegura que ya está trabajando con asesores y gestores para conocer las ayudas a las que pueden acceder. Hasta siete profesionales sanitarios del Hospital General tuvieron que intervenir en el parto a través de cesárea para garantizar la supervivencia: dos doctores, un residente, dos matronas y dos enfermeras de Neonatología.

Compartir el artículo

stats