16 de febrero de 2012
16.02.2012
Uno de ellos, un menor

Ocho detenidos en la protesta estudiantil en Valencia

Los recortes en educación y la detención de un menor, origen de unas protestas que han provocado un fuerte despliegue policial - El STEPV propone suspender las clases

16.02.2012 | 22:25
Decenas de policías durante la concentración esta mañana frente al Instituto Luis Vives de Valencia

La Policía Nacional ha detenido esta tarde a seis jóvenes en el transcurso de una protesta estudiantil por los recortes en educación celebrada frente al Instituto Lluís Vives. La concentración también servía para condenar el arresto de un menor de este IES ayer en otra movilización. Por la tarde, otros dos jóvenes fueron arrestados en el interior de un centro comercial de la calle Colón de Valencia durante otra protesta. En total, ya son nueve los jóvenes detenidos entre ayer y hoy. El sindicato de enseñanza STEPV ha propuesto suspender las clases mañana tras la hora del patio y ha convocado protestas en todos los centros en solidaridad con los alumnos detenidos en las protestas estudiantiles de hoy.

La manifestación se ha desarrollado en la principal vía comercial de la capital ante un fuerte despliegue policial, con decenas de agentes y furgones de la Policía Nacional que han impedido el paso de los jóvenes a la sede de la Delegación de Gobierno situada en la calle Colón, donde se había convocado un acto de protesta a través de las redes sociales en repulsa a las detenciones de esta mañana.

Las protestas se han sucedido a lo largo de toda la jornada frente al Instituto Lluís Vives que, a mitad de tarde, se han trasladado a la Delegación del Gobierno, invadiendo la calzada a la altura de la Plaza de Toros y, posteriormente, en la calle Colón. Ha sido en ese momento cuando la policía ha comenzado a intervenir para dirigir a los estudiantes a las aceras.

Esta acción ha provocado momentos de tensión, con empujones y zarandeos a los manifestantes. La marcha ha quedado cortada a la altura de la calle Hernán Cortés y Roger de Lauria. La Policía ha desplegado decenas de agentes, que han acordonado la calle y han bloqueado a los estudiantes.

Cuando algunos de estos jóvenes han accedido a un centro comercial en la calle Colón, han sido reducidos. Según fuentes policiales, las detenciones se han producido después de que varios trabajadores del establecimiento requirieran la presencia de los agentes porque, según han contado estas fuentes, estaban tirando el género al suelo.

Esta intervención policial ha provocado la indignación del resto de manifestantes y ha generado algunos momentos de tensión que, no obstante, no han tenido mayores consecuencias. Además, otro grupo ha intentado acceder a la Delegación de Gobierno por otra calle, pero la policía les ha impedido nuevamente el paso, exigiéndoles incluso la documentación.

Durante casi una hora, los jóvenes han permanecido frente a los agentes y les han reprochado su actuación con cánticos como 'Vamos a pegar menores, tralará' y han lanzado consignas como 'Esto es un Estado policial' o 'Esto en tiempos de Franco ya pasaba'.

La situación ha sorprendido a numerosos peatones, que, incluso, preguntaban a los agentes si podían pasar por ahí y mostraban su asombro ante el despliegue policial. Más de una decena de furgones policiales han aparcado a lo largo de toda la calle Colón y bloqueaban la entrada a la sede de Delegación del Gobierno.

CONCENTRACIÓN FRENTE A JEFATURA
Posteriormente, y tras las detenciones  unas 200 personas ocupan las inmediaciones de la Jefatura, custodiadas por un fuerte dispositivo policial, y pretenden permanecer concentrados frente a estas dependencias policiales hasta que sean liberados los ocho jóvenes detenidos durante el día de hoy en varias protestas contra los recortes en educación.

    Los jóvenes han llegado sobre las 19 horas a los alrededores de estas dependencias, en cuyo interior se encuentran los arrestados, desde la sede de la Delegación del Gobierno en la calle Colón.   A su llegada, los manifestantes han intentado ocupar el tramo de la calle Cuenca que conecta con la Gran Vía Fernando el Católico, a las puertas de la Jefatura Superior, acción que ha sido impedida por los policías.

    Los agentes han establecido un cordón para evitar que los estudiantes ocuparan la calzada, en el que se han producido "empujones" y ha resultado herido un hombre, al recibir el impacto de un "walkie-talkie" en el rostro, según ha explicado a EFE Francesc, miembro del Sindicat d'Estudiants. demás, una menor ha sido atendida por un ataque de ansiedad en una ambulancia que se ha desplazado hasta la Gran Vía.

    En las inmediaciones de la Jefatura pueden verse numerosos agentes apostados en las esquinas del edificio y de los cruces de la calle Cuenca con la Gran Vía, junto a varios furgones policiales.

PROTESTAS DE LA MAÑANA

Esta mañana, agentes del Cuerpo Nacional de Policía han detenido a seis jóvenes, uno de ellos menor, en el transcurso de una protesta de estudiantes convocada contra los recortes el Instituto Lluís Vives de Valencia, después de que los participantes cortaran la circulación del tráfico y un grupo de ellos rodeara a un turismo cuya conductora ha llegado a sufrir un ataque de ansiedad.

A esta protesta se ha sumado la manifestación convocada por el Sindicat d'Estudiants para reclamar por la "espiral" de recortes en Educación, que ha partido a las 12.00 horas de la Avenida Blasco Ibáñez y ha recorrido el centro de Valencia para dirigirse a las puertas del IES Lluís Vives, con el fin de mostrar su "solidaridad" con el alumno de este centro que había sido detenido el miércoles cuando secundaba otra protesta.

A los detenidos --el menor está a punto de cumplir 18 años-- se les imputan los delitos de resistencia y desobediencia a la autoridad. Los hechos han sucedido a partir esta tarde, a la altura de las calles Bailén y Xàtiva de Valencia, donde, según la Policía, los estudiantes llevan concentrándose durante varios días "sin comunicación previa" ni autorización.

EL PSPV PIDE EXPLICACIONES
La diputada del grupo socialista en las Corts Eva Martínez, que se encontraba en la zona, ha pedido "responsabilidades" y "explicaciones" para saber si la carga policial obedece a órdenes del presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, o de la delegada del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Paula Sánchez de León.

Martínez, quien ha asegurado que ha intentado cruzar la calle pero la Policía no le ha dejado, ha criticado que Fabra "no escucha a los ciudadanos, no los atiende, no está aquí con ellos". Además, considera que el presidente valenciano "parece que es el único que no se ha dado cuenta de que el Consell está recortando en educación".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook