En un Mercadona y últimamente, en Carrefour. Además, con ubicación clara: el Mercadona de Benimaclet, de Emilio Baró para ser más precisos. El Carrefour, el de Campanar. El caso es que en València se ha instalado en los últimos meses, y especialmente en los últimos días, el bulo de redes sociales más extendido, sólo comparable, (aunque, por lo menos, mucho menos cizañero), que las exageradas ayudas que concede el alcalde de Adra (Albacete) a las personas "de nacionalidad musulmana" -cuando Adra está en Almería- o la crítica porque hay un deportista español olvidado pese a que ha ganado "las Olimpiadas del Europeo" (competición que no existe), y que no es otro que el marrullero luchador irlandés Connor McGregor. Aquí se trata de una enorme tomadura de pelo, destinada a que el internauta despistado, poco cinéfilo, bienintencionado o las tres cosas, sufra una "pillada":

En este caso se ha instalado en todo tipo de internautas individuales, grupos, o incluso comunidades sin duda prestigiosas, (incluyendo uno muy conocido de recopilatorio de fotos antiguas de la ciudad) pero donde alguno de sus componentes ha caído en la trampa, premeditada o no. Y que viene a demostrar, en todo caso, que la aldea global de las redes sociales no es tan global. A pesar del tiempo que lleva "rulando" la imagen, su periódica viralización, como la actual en la ciudad, evidencia que el concepto "llegar a todo el mundo" no incluye a todo el mundo. No descártese su reaparición dentro de, quien sabe, un año.

El caso es que se trata de una foto envejecida que "alguien" ha encontrado en esos presuntos mercadonas o carrefoures. En la imagen aparece una pareja y, según el relato, detrás pone escrito "Papá y Mamá, 1955". Se hace un llamamiento a los contactos, igual de bienintencionados, para que se comparta la imagen por si aparece su legítimo dueño "porque tendrá un gran valor sentimental".

Los compartidos se suceden con generosidad hasta que alguien, ya avezado, advierte que los personajes de la foto no son otros que los actores Crispin Glover y Lea Thompson caracterizados como George McFly y Lorraine Baines, los padres de Marty McFly en la película "Regreso al Futuro" de 1985, dirigida por Robert Zemeckis. La foto se ha descargado de internet, se ha envejecido con filtros y se ha creado la historia del hallazgo en la calle. Las contestaciones empiezan, desde ese momento, a cobrar tinte humorístico.

Se trata de una broma global, extendida en numerosos países del mundo, especialmente en México, y que tiene sus particularidades locales cuando llega a una ciudad, yendo a parar, por ello, a la puerta del Mercadona de la calle Poeta Emilio Baró o al Carrefour de Campanar.

La foto, con el llamamiento.

La foto, con el llamamiento.