29 de enero de 2016
29.01.2016

El déficit energético ahuyenta la inversión e impide crecer a las empresas de la Canal

La falta de potencia eléctrica obliga a Cobopa a aplazar sus planes de aumentar un 30% la producción y contratar a más de 80 trabajadores - Los alcaldes de la comarca urgen al conseller a buscar una solución

29.01.2016 | 09:57
El déficit energético ahuyenta la inversión e impide crecer a las empresas de la Canal

Aunque limita con el Valle de Cofrentes y su central nuclear, el déficit energético que históricamente lastra a la Canal de Navarrés continúa siendo la gran piedra que entorpece el crecimiento del territorio. Un ejemplo palmario lo constituye Cobopa. La mayor empresa de la comarca, dedicada a la bollería ultracongelada, con sede en Enguera y cerca de 400 empleados, no puede cubrir sus necesidades de inversión porque el suministro de potencia eléctrica en la zona resulta insuficiente para implantar nuevas líneas de fabricación. Esta circunstancia frustra los planes de la mercantil, con capacidad para incrementar hasta un 30% su volumen de producción a corto plazo y de crear entre 80 y 100 puestos de trabajo adicionales. El bloqueo impide a la fábrica, muy condicionada desde su apertura en 2008, seguir con la senda de expansión de los últimos años.

La demanda energética de la Canal monopolizó ayer la visita a Enguera del conseller de Economía Sostenible. Rafael Climent recorrió las instalaciones de Cobopa y se reunió con todos los alcaldes de la comarca para tomar el pulso de sus inquietudes en materia de energía, industria y políticas de formación y empleo. El exalcalde de Muro se fue con un amplio abanico de peticiones largamente reclamadas por los dirigentes locales de un territorio olvidado por las administraciones que, en pleno siglo XXI, se ve obligado a mendigar por un puñado de kilovatios. Los frecuentes cortes de suministro que sufren las empresas por la falta de potencia han ahuyentado la implantación de diversas industrias en la zona. La solución se antoja complicada porque choca con la planificación del Ministerio y del gigante Iberdrola. La baja densidad de población de la comarca no juega precisamente a su favor. Aún así, el conseller se comprometió a estudiar posibles vías de arreglo e hizo hincapié especialmente en una: los incentivos impulsados por su departamento a las energías renovables y alternativas. Una opción a medio o largo plazo que no termina de convencer a los alcaldes, quienes reclaman medidas urgentes para un problema «inaplazable».

Climent aprovechó el encuentro de ayer para anunciar que destinará, a través de Ivace, 3,5 millones de euros para potenciar la implantación de medidas de ahorro y eficiencia energética en las empresas. El titular de Economía animó a las firmas a invertir en eficiencia energética «porque redundará directamente en la reducción de costes energéticos y en la mejora de la competitividad».

Problemas de comunicaciones

Los alcaldes también pusieron ayer en el centro de sus quejas las comunicaciones terrestres de la Canal con otros territorios „otra dificultad añadida para las empresas„ así como el sistema de telecomunicaciones, dadas las deficiencias que padecen los vecinos en la recepción en sus hogares de las señales de TDT, ADSL o radio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine