17 de diciembre de 2015
17.12.2015
Tribuna

Carta a un votante indeciso

17.12.2015 | 04:15

Me gustaría dirigirme a aquellas personas que a dos días de que concluya la campaña electoral están dudando el sentido de su voto o piensan que hay que votar a otros partidos para castigar a la opción mayoritaria, que desde hace cuatro años está representada por el Partido Popular. En todas las encuestas que se han realizado en los últimos meses, los ciudadanos piensan que el nuevo gobierno que salga de las urnas tras el domingo va a estar dirigido por el Partido Popular, pero para que eso ocurra no basta con confiar en que sea otra gente quien vote al PP, sino que hay que votar a Mariano Rajoy. Hay que votar a Mariano Rajoy para tener la absoluta certeza de que la recuperación económica, la creación de puestos de trabajo y la unidad de España estén plenamente garantizadas en los próximos cuatro años.

Querido votante, soy conocedor de los grandes esfuerzos que has hecho en los últimos años para salir adelante a pesar de la crisis económica o para progresar laboralmente. Sin embargo, lo peor ha quedado atrás, ahora volvemos a estar en el buen camino, el mismo que nunca deberíamos haber abandonado pero que por la mala gestión de los gobiernos socialistas estuvimos exhaustos hasta hace bien poco. Mariano Rajoy es un presidente solvente, moderado y que quiere gobernar nuevamente para el conjunto de todos los españoles, no sólo para una parte como están haciendo los partidos más radicales que alcanzaron las alcaldías o gobiernos autonómicos el pasado mayo en capitales como Valencia, Madrid o Barcelona.

En el debate del pasado lunes pudo verse a a un Mariano Rajoy que, al contrario de Pedro Sánchez, supo estar a la altura de la responsabilidad que requiere ser presidente del Gobierno de España, estuvo educado y no perdió las formas ante los ataques personales e intolerables que yo jamás había visto en política. Rajoy llegó al debate para contrastar propuestas muy importantes sobre el futuro de España y enfrente tuvo a un candidato socialista chillón, faltón, y sin propuestas para nuestro futuro o el futuro de nuestros hijos.

Por todo ello, estimado elector, lo que necesita España en estos momentos es a un líder de centro, con experiencia, abierto siempre al diálogo, y que anteponga los intereses de la sociedad española sobre cualquier particularismo excluyente. La persona que representa mejor que nadie todos esos valores es Mariano Rajoy. Ya he dicho en muchas ocasiones que el 20-D no es un concurso de belleza, donde el resultado no altera nuestras vidas. El próximo domingo nos jugamos mucho. Votar cualquier otra opción que no sea la del Partido Popular puede poner en el poder a una coalición de izquierdas que aúpe a la presidencia del gobierno a un candidato perdedor, de izquierdas, no elegido ni querido por la mayoría de los españoles, como ya ocurrió en las últimas elecciones municipales en muchas poblaciones españolas. Riesgos muy importantes y que conviene saber de antemano. Te agradezco tu confianza y para ti seguiremos trabajando en los próximos años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook