02 de agosto de 2016
02.08.2016
Poblats Marítims

Los empresarios no quieren que se repita el "formato" del Marenostrum

Recuerdan que la Marina Real debe conservar su línea originaria, la de un espacio náutico deportivo

02.08.2016 | 04:15

La Asociación de Empresarios de la Marina Real expresó ayer mediante un comunicado su deseo de que este espacio no albergue conciertos «con el formato del Marenostrum», ya que consideran que la dársena no se debe convertir «en un cajón de sastre».

«Queremos manifestar que la Marina Real Juan Carlos I no es, ni debe convertirse, en un cajón de sastre que sirva para cualquier tipo de eventos. Confiamos en que el festival Marenostrum sirva de punto de inflexión para seleccionar los eventos más convenientes en estas instalaciones emblemáticas de los valencianos y cuya filosofía nació y debe aspirar a desarrollarse en su línea originaria», explicaron los empresarios en su comunicado.

La Asociación de Empresarios resaltó y recordó que la Marina Real «es, ante todo, un espacio náutico deportivo, y los eventos deben orientarse en este sentido». «Así pues, los conciertos deberían adaptarse a su oferta y producto, y no al revés», explican, después de la solución que se dio al festival Marenostrum, celebrado el pasado fin de semana.

«Además de ello, las citas que aquí se desarrollen deben ser más coherentes con que el tipo de público que se pretende atraer», recordaron de la Asociación de Empresarios de la Marina Real, que sin embargo rechazaron que se asocie el espacio a casos de botellón. «Es cierto que han habido episodios puntuales de botellón y suciedad, pero valoramos positivamente los esfuerzos que se están realizando para recuperar su aspecto habitual, lejano por otra parte a la idea que se pretende transmitir de abandono y deterioro» , señalaron.

«Recordamos que se trata de una superficie de más de 1 millón de metros cuadrados por lo que es seguro que se pueden encontrar zonas comunes descuidadas, ya que la afluencia de público este año has superado todas las previsiones. No obstante, la imagen general y de los establecimientos concesionados, se alza como un espacio único y de un potencial turístico de primer orden internacional», reiteraron en su comunicado.

«Desarrollarlo completamente llevará tiempo e inversiones públicas y, sobre todo, privadas», señalan. «Mientras tanto se debe incrementar la limpieza, señalización, vigilancia y otros aspectos con el objetivo de ofrecer el aspecto que merece la Marina, la ciudad de Valencia y, por extensión, todos los valencianos», demandan los empresarios de la Marina Real.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook