Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El tabaquismo multiplica el riesgo de padecer un covid grave

Organizaciones médicas instan a los gobiernos a potenciar los espacios libres de humo para controlar el virus

Tabaco y covid-19 son una mala combinación para la salud. Así lo recordaron ayer el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT) integrado por 38 sociedades científicas, consejos de colegios profesionales y asociaciones civiles y de pacientes, el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos y la Asociación Española Contra el Cáncer. «Ha quedado demostrado que el consumo de tabaco empeora el curso de las enfermedades respiratorias», expresaron.

Sus aviso fueron remitiéndose a los documentos científicos del Consejo Interterritorial y a los estudios de la OMS que alertan de que la evidencia científica actual «nos indica que fumar se asocia con su progresión negativa y con resultados adversos, conllevando un riesgo 1,45 veces más alto de desarrollar una forma grave de los síntomas que en personas no fumadora».

A estos daños colaterales en caso de contagio de covid, se añaden que el tabaquismo es un «importante factor de riesgo para enfermedades cardiovasculares, oncológicas, así como para la diabetes, entre otras patologías». Asimismo, advirtieron que hay una «creciente evidencia de que el consumo de cigarrillos electrónicos produce efectos secundarios en los pulmones, corazón y vasos sanguíneos».

«La pandemia actual ha llevado a millones de personas consumidoras de tabaco a afirmar que desean dejarlo», indicaron desde los tres organismos en el encuentro al tiempo que aseguraron que esperan que todas las acciones que se emprenden desde las diferentes entidades y profesionales «ayuden a millones de personas en su esfuerzo por abandonar el tabaco».

En este sentido, tanto desde la Asociación Española Contra el Cáncer como el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo y el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos reclamaron que los espacios públicos libres de humo y de aerosoles «han de ser una de las medidas imprescindibles para el control de la covid-19». De hecho, en estos momentos, entre otras medidas está prohibido fumar, en todas sus formas, en las terrazas.

Asimismo, para el Día Mundial sin Tabaco que se conmemorará el lunes, el lema propuesto por la OMS es «Comprometerse a dejar el tabaco» con el que se busca concienciar sobre la importancia de crear entornos más saludables que sean propicios para dejar de fumar.

Compartir el artículo

stats