25 de marzo de 2020
25.03.2020
Levante-emv

El colegio Claret de Xàtiva se vuelca con iniciativas solidarias durante el estado de alarma

El centro ha creado una cadena virtual de ánimos, un programa radiofónico para alumnos y familias y colabora fabricando protección en 3D para sanitarios

25.03.2020 | 18:31
Puerta del colegio Claret de Xàtiva en el día de inicio de este curso escolar

El colegio Claret de Xàtiva ha podido seguir con normalidad la programación escolar en las dos primeras semanas del estado de alarma, gracias a una potente infraestructura informática de la que ya hacía uso antes de la pandemia con diversas herramientas a disposición del alumnado. De este modo, según ha comunicado el centro, mientras que en Infantil y Primaria se envían dos veces por semana el trabajo a realizar en sus libros escolares, en Secundaria y Bachillerato al contar con el Proyecto IMPLE, ya se funcionaba con una plataforma propia donde están alojados y secuenciados todos los contenidos.

Para mejorar aún más el acompañamiento personalizado, en todos los niveles se han habilitado dos horas diarias de atención online y se ha complementado la docencia con correos electrónicos de dudas, videos y audios del profesorado y material de refuerzo. También las oraciones matinales se han mantenido con normalidad.

Con el calendario escolar asegurado dentro de las posibilidades del estado de alarma, alumnado y profesorado del colegio setabense han querido poner el foco sobre la vertiente más social y anímica de la cuarentena. De este modo, han organizado una cadena de ánimos virtual, a través de la etiqueta #todoirábien, en la que alumnos animan con dibujos y relatos a sus compañeros, familiares y sanitarios. Asimismo, el podcast radiofónico comunitario El Pont del Claret ha servido para conectar a familias y colegio con noticias y consejos.

Por otro lado, el colegio ha puesto a disposición de las autoridades el material de laboratorio y las impresoras 3D con las que cuenta, fabricando con ellas soportes de pantallas de protección destinadas a la sanidad pública.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook