Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los tres contagios en el colegio de Llanera crecen y afectan ya a 9 niños

La propagación del virus deriva en un brote confirmado por Sanitat que suma 15 personas infectadas

Entrada al municipio de Llanera de Ranes, en una imagen de archivo. | PERALES IBORRA

El contagio de tres alumnos del CRA La Costereta de Llanera de Ranes ha devenido en un brote que ya alcanza a 15 personas, según ha confirmado la Conselleria de Sanitat, que en la actualización de datos generales de ayer señala el origen en el ámbito educativo. Este diario informaba el pasado martes del contagio de tres escolares del colegio rural agrupado, CRA, La Costereta, que abarca los municipios de Llanera de Ranes, Torrella y Cerdà, y que la infección del virus había provocado el confinamiento de una clase, en la que se había iniciado el contagio. Los alumnos de esta clase estaban siguiendo la actividad escolar desde casa, de manera telemática. Ahora, la propagación de la covid-19 afecta a 15 personas.

El primer caso, con la infección de una alumna del aulario del centro educativo de Llanera de Ranes, se produjo «hace unos 8 o 10 días», según informó ayer a Levante-EMV el alcalde, Antonio Vicente Lluch. El contagio se expandió afectando a otros ocho escolares, 9 alumnos del centro, y el resto de personas infectadas, seis, son familiares de estos niños y niñas del colegio. Lluch indicaba que «la mayoría de casos están en Llanera, aunque también hay alguno en Torrella y Cerdà, ya que niños de estos municipios también acuden al colegio de Llanera». La actualización de datos por municipios que ofrecía Sanitat el pasado martes ya reflejaba este brote, apuntando 13 casos en la localidad de la Costera más afectada, mientras que en Torrella y Cerdà aún no se había detectado ningún caso. Mañana la conselleria ofrece datos detallados por municipios y podrían recoger ya las infecciones en las tres localidades, aunque la actualización de Sanitat va con algunos días de retraso.

Situación «controlada»

El alcalde de Llanera manifestaba ayer que la situación «está controlada, y al iniciarse hace unos diez días, la mayoría ya está apurando los últimos días de confinamiento recomendado». Antonio Vicent Lluch señalaba que tras conocerse los primeros casos, el ayuntamiento siguió las directrices sanitarias y ayer pedía a la ciudadanía que siga cumpliendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias, como el uso de mascarilla.

Los tres primeros contagios, ahora expandidos hasta los 15 infectados, ya tuvieron repercusión en la actividad diaria de estos municipios y en Cerdà se suspendieron las actividades extraescolares que el consistorio ofrece en un edificio municipal para niños y niñas que acuden al colegio. Se trata de clases de baile moderno, taekwondo, inglés y robótica y que, según informó a este diario el alcalde de Cerdà, José Luis Gijón, se han suspendido hasta el próximo 8 de noviembre como medida de «prevención, para evitar contribuir a la propagación del contagio y que se puedan infectar más personas», manifestaba el primer edil.

Compartir el artículo

stats