Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Xàtiva i València m'han fet persona"

Raimon firma en la Generalitat la constitución de la fundación que lleva su nombre y que se establecerá en el convento de Santa Clara de la capital de La Costera - El cantautor dejará sus obras de arte y la biblioteca en la ciudad que lo vio nacer

Raimon, Ximo Puig, José Manuel Rodríguez Uribes y Annalisa. Detrás Toni Gaspar i Roger Cerdá. p.g.

« He deixat ma mare / sola / a Xàtiva al carrer Blanc», canta Raimon en la primera estrofa de la Cançó de la mare. Al final de esta oda de amor maternal a la ciudad que lo vio nacer avisa: « jo sé, jo sé / que tornaré al carrer Blanc». Ram0n Pelegero Sanchis, Raimon, (2 de diciembre de 1940) vuelve a Xàtiva para quedarse a través de la Fundació Raimon i Annalisa y el Centre Raimon d'Activitats Culturals en el convento de Santa Clara del siglo XIV de la calle Montcada.

El cantautor quiso dar solemnidad ayer al acto de constitución de la fundación que lleva su nombre y el de su mujer, y eligió el Palau de la Generalitat, donde juntó a todas las administraciones públicas. La valenciana, con su presidente Ximo Puig; la del Estado, representado por el ministro de Cultura y Deporte José Manuel Rodríguez Uribes; la Diputación de València, con su presidente Toni Gaspar; y la municipal con el alcalde de Xàtiva Roger Cerdá a la cabeza.

Raimon explicó que la finalidad de la fundación es «dejar ordenado» todo su patrimonio de obras de arte, con piezas de Tàpies y Miró. El centro albergará un teatro para 250 personas y una biblioteca. « Tots els rècords i experiències de Xàtiva i València m'han fet millor com a cantant i persona», explicó. «Con los años vas perdiendo mucha vida, la tuya propia y la de tus amistades», aseguró, al tiempo que agradeció el «compromiso» de todas las instituciones implicadas por «llevar a la práctica su deseo».

Fidelidad

«Con la firma de este proyecto emblemático para el pueblo valenciano tenemos más certezas todavía de que la obra de Raimon no se la llevará el viento», señaló Puig. El jefe de Consell, que desde su llegada al Palau de la Generalitat ha mostrado mucha complicidad con Raimon, vaticinó que «le gustaría pensar que a este centro llegarán de aquí a 20 ó 30 años jóvenes para cantar contra las desigualdades de género, contra el racismo, contra la degradación medioambiental, o contra los abusos de clase, que nunca se han ido».

Puig destacó «la fidelidad de Raimon a la lengua de sus padres, esa lengua con la que nos ha transmitido lecciones de vida que han marcado a miles de personas».

El ministro de Rodríguez Uribes mostró su «satisfacción» por «vincular la cultura y los valores» de Raimon, una figura que definió como «la banda sonora de la transición a la democracia». Mientras Uribes celebró la figura de Raimon como la de un referente no solo cultural, sino de la lucha por las libertades, el alcalde de Xátiva, Roger Cerdá, rememoró cómo en 2015 promovió el nombramiento de Raimon como hijo predilecto de la ciudad.

«No sé si merezco ser hijo predilecto de la ciudad, pero sí que sé que Xàtiva es predilecta en mi corazón», dijo entonces el artista y, según recordó ayer el alcalde, «hoy ha demostrado que aquellas palabras eran de verdad».

El presidente de la Diputación, Toni Gaspar, agradeció por su parte al cantante y a su mujer, Annalisa, que hayan hecho posible que «palabras y hechos se hermanen en este proyecto». «Mi carácter es más de hablar de lo hecho que de lo que se va a hacer», confesó por su parte Raimon, feliz de poder anunciar «una buena noticia» en tiempos de pandemia.

« I crec que puc dir-vos, / amb el cor obert, a tots vosaltres: germans / Germans». Así termina la mítica Cançó de la mare y de manera fraternal empieza la andadura de la Fundació Raimon y Annalisa.

Compartir el artículo

stats