Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Empresas

Dulcesol compra una distribuidora británica y refuerza su presencia en pleno 'brexit'

La compañía de bollería industrial amplía su potencia logística y de distribución al hacerse con tres empresas en Murcia, Cataluña y Baleares

Rafael Juan, en las instalaciones de Gandia.

Rafael Juan, en las instalaciones de Gandia. ximo ferri

El gigante de la bollería industrial en España, la valenciana Dulcesol (rebautizada como Vicky Foods), continúa profundizando en su estrategia de ampliar la red de distribución y logística a través de la compra de empresas para reforzar sus ventas.

En concreto, durante el año 2018, la compañía que dirige Rafael Juan se ha hecho con el 100% o una participación de tres nuevas empresas de distribución. Se trata, por un lado, de Dulcema Baleares SA, de Marratxí (Baleares), de la que han comprado todo el capital. También se ha hecho con el 50% de la empresa catalana Peirón Torrent SL. Y, por último, el 33% de Antonio y Cañizares SL, empresa de distribución que comercializa alimentos radicada en Totana (Murcia). El grupo, según se desprende de las cuentas depositadas por la empresa matriz, Juan y Juan SL, ha invertido 4,15 millones en las tres operaciones.

En realidad, la compañía lleva un lustro trabajando la consolidación de una red de logística y distribución en todo el territorio español y también en el extranjero para diversificar mercados.

En este contexto, el grupo valenciano ha tratado también de anticiparse al brexit con la puesta en marcha de estructura en Reino Unido para consolidar sus ventas. En el verano de 2018, Productos Dulcesol SL se hizo con el 51% de Andana Foods, su distribuidor en el mercado británico, con una inversión de 123.000 euros. Un año antes, en agosto de 2017, el grupo ya creó la filial Dulcesol UK.

La compañía de la Safor lleva tiempo prestando atención al negocio exterior. No solo en el norte de África, donde se está convirtiendo en marca de referencia gracias a la fábrica puesta en marcha en Argelia hace unos años. De los 333,6 millones que facturó en 2018, 40 millones correspondieron a ventas en la UE; 18,4 millones, en África y 2,58, en América.

En global, la cifra de negocios ha ascendido un 3%. Los beneficios, por su parte, se mantuvieron en cuatro millones, unos resultados en los que el mercado norteafricano ha contribuido de forma reseñable. La filial Dulcesol Maghreb aporta 2,36 millones de los beneficios.

En la actualidad, el grupo está presente en 50 países y el 16% de la facturación procede de la exportación. Ahora, el grupo tiene la mirada puesta en China.

Al margen de la expansión geográfica, el grupo no descarta crecer con adquisiciones y centra estas operaciones para impulsar la línea más saludable. «Compraremos empresas que encajen en nuestro modelo. Acabamos de adquirir Ecoiberope, una startup que nació en Alzira, especialista en producir productos ecológicos y veganos. Se ha incorporado y vamos a desarrollar nuevas marcas para productos eco», explicó en una reciente comparecencia el consejero delegado, Rafael Juan.

Compartir el artículo

stats