Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Paterna trata el arbolado urbano con endoterapia para prevenir las plagas

El consistorio combina este sistema biológico con la suelta de fauna útil para el control del pulgón

Trabajos para construir el nuevo puente sobre el barranco de Torrent.

Trabajos para construir el nuevo puente sobre el barranco de Torrent. a. t.

El Ayuntamiento de Paterna, a través de la empresa municipal Gespa, ha comenzado a intervenir en el arbolado de la ciudad con diferentes tratamientos fitosanitarios para prevenir plagas y enfermedades en la población arbórea y controlar la población de insectos causantes.

De este modo, se están combinando los tratamientos con endoterapia con la llamada suelta de fauna útil. La enditerapia es un tratamiento alternativo fitosanitario para el arbolado urbano, que tiene bajo impacto ambiental y que consiste en inyectar en el tronco del ejemplar una sustancia nutritiva que lo refuerza.

En concreto, para el control de la psila, a finales de abril se comenzó con la suelta de fauna útil (4.000 anthocoris nemoralis) en la zona de Benimar, que incluye calles como Conde Montornés, Vicente Lerma y Blasco Ibáñez. Y durante la presente semana, se está desarrollando una segunda suelta de 2.500 anthocoridos para complementar la lucha en Cercis.

Control del pulmón

También durante esta semana se está realizando la primera suelta de fauna útil en el arbolado del casco urbano para el control del pulgón en Jacaranda mimosaefolia. En esta primera intervención, se prevé una suelta de 8.000 unidades de 'Adalia bipunctata', así como 20.000 momias de 'Aphidius colemani', según informan fuentes del ayuntamiento.

Por otra parte, se ha aplicado el producto fitosanitario mediante endoterapia en los casi 100 ficus de la avenida 1º de Mayo para mitigar las molestias generadas por la psila, inyectando el producto fitosanitario en sus troncos, distribuyéndose éste por toda la copa y generando una persistencia del producto en ésta.

Paralelamente, se están realizando labores de control del picudo rojo en aproximadamente un centenar de palmeras municipales ubicadas en el jardín de Alborgí, la calle Mayor, el apeadero de Santa Rita, el entorno del cementerio municipal y algunas localizaciones de la Canyada, en las que se ha aplicado un tratamiento con el hongo entomopatógeno 'beauveria bassiana'.

Compartir el artículo

stats