Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Hospital de la Plana justifica el cambio de radióloga por «deterioro» del servicio y niega motivos políticos

El centro destaca la capacitación de la doctora Sancho, mujer del alcalde de Sagunt, para asumir las segundas lecturas e insiste en que el cambio se debe al traslado al General de la facultativa sustituida

«Deterioro en el proceso diagnóstico y tratamiento de las mujeres asistidas en el screening de mama en el último año» y «preocupación por esta circunstancia». Es uno de los principales argumentos que expuso ayer la dirección del Hospital de la Plana, por medio de un comunicado, para justificar su decisión de retirar de las denominadas «segundas lecturas» de las mamografías a una radióloga, Pilar F., que llevaba 15 años con el servicio, sustituyéndola por otra facultativa, la doctora Ana Sancho, que trabaja en el centro sanitario de Vila-real desde 2012 y que es la mujer del alcalde de Sagunt, Sergio Muniesa (PP).

La dirección del Hospital de la Plana se mostró ayer crítica con las informaciones recogidas estos días sobre el recurso de alzada presentada por la radióloga sustituida, quien denunciaba una decisión «arbitraria» por parte de la Conselleria de Sanidad. La facultativa desarrollaba desde el año 2000, y sin interrupción durante estos 15 años, su trabajo como «segunda lectora» en la unidad de Castellón II, adscrita al Hospital de la Plana. En mayo del año 2012 logró plaza en el Hospital General de Castelló, pero Pilar F. mantuvo su trabajo como «segunda lectora» en La Plana ya que, como asegura en su recurso, «legalmente es perfectamente compatible».

El problema para Pilar comenzó en octubre de 2012, cuando el entonces gerente del Hospital de la Plana, Javier Peñarrocha, remitió una carta a la Asociación Española contra el Cáncer de Castelló informando de que, al estar Pilar F. con plaza en el Hospital General, proponían para la función de las «segundas lecturas» a la doctora «Ana Sancho, que reúne las condiciones necesarias para desempeñarlo y, al pertenecer a nuestro servicio, mejoraría la coordinación y la continuidad en la asistencia de estos pacientes», algo que se ejecutó finalmente el pasado mes de marzo pese a la negativa de Pilar F., avalada por los buenos resultados en el servicio.

Sobre todos estos hechos, desde el Hospital de la Plana se aportó un relato de los hechos, en los que insistieron en desvincular de cualquier motivación política el cambio y justificarlo por una reorganización del servicio. Así, explican que desde mayo de 2012 no existía «vinculación directa física del lectora de screening con el Comité de Mama del Hospital de la Plana ni con el Servicio de Radiodiagnóstico del Hospital, donde se deben realizar las pruebas complementarias generadas por el cribado de cáncer de mama».

Explicaciones

Con ello, según informe de 2013 del jefe del Servicio de Radiodiagnóstico, esta situación de «no vinculación de la lectura en el hospital» estaba «ocasionando un deterioro en el proceso de diagnóstico y tratamiento de las mujeres asistidas en el screening de mama en el último año». Asimismo, en el escrito constaba que el Comité de Mama expresaba «su preocupación por esta circunstancia». En este punto, de entre los especialistas en radiodiagnóstico del servicio de la Plana se ofreció la posibilidad de realizar las segundas lecturas, en sustitución de Pilar F, «a tres facultativos con dilatada experiencia en la lectura de cáncer de mama», pero dos de ellos lo rechazaron «por no poder asumir este trabajo extraordinario». Insisten en este sentido en que todos contaban con gran «experiencia», por lo que «ni el hospital ni la Conselleria de Sanidad 'colocan' a ningún profesional».

Compartir el artículo

stats