Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Canet reabrirá su museo tras 10 años, aunque descarta trasladarlo al faro

Pese a la petición que realizó el PP al ministerio para que cediera la casa del farero, el nuevo gobierno apuesta por mantenerlo donde estaba

Edificio que alberga el Museo Etnológico de Canet.

Edificio que alberga el Museo Etnológico de Canet. dani tortajada

Después de más de 10 años cerrado al público, el museo etnológico de Canet d'En Berenguer volverá a abrir sus puertas. Así lo ha avanzado a Levante-EMV el concejal de Cultura, César Gargallo (Compromís). Pero no es la única novedad en torno a esta iniciativa, ya que los nacionalistas tienen la intención de mantener este contenedor cultural en el mismo inmueble donde se inauguró en 2001.

Esta propuesta echa por tierra la defendida por el PP en los dos últimos mandatos en los que los populares iniciaron los trámites para su traslado a la casa del farero, edificio anexo al faro, «con mucha historia y que representa la esencia marinera de Canet», argumentó el PP en su momento.

Para ello, el ayuntamiento solicitó al Ministerio de Fomento la cesión del edificio, que obtuvo una respuesta afirmativa, aunque provisional a la espera de la presentación de un proyecto arquitectónico y museístico que ya está entregado por parte del consistorio y sobre el que, de momento, no hay respuesta, tal y como ha confirmado el alcalde de ese momento, Leandro Benito, y ha ratificado el propio edil de Cultura.

Sin embargo, pese a los pasos dados por el anterior gobierno, el actual tiene una visión distinta y considera, tal y como ha afirmado Gargallo, que el museo debe mantenerse donde estaba, al final de la calle Rabalet, en un casa de campo típica de Canet de principios de siglo, que se restauró con este fin.

Pero el proyecto del nuevo equipo de gobierno es más ambicioso que el hecho de abrir las puertas del museo otra vez, ya que la intención es convertirlo en un elemento dinamizador del municipio y ponerlo en valor.

Para ello, van a solicitar su inclusión en la red de museos etnológicos locales de la Comunitat Valenciana, lo que permitirá «intercambio de experiencias, propuestas de formación y reciclaje. Fomentar la cooperación entre museos y optimizar recursos. Obtener ayudas económicas y entrar en circuitos de exhibición», explicaba el edil.

Desde el gobierno se pretende mantener una exposición permanente que dé a conocer la esencia de Canet, su historia y sus tradiciones, pero también otra itinerante, «mucho más moderna e interactiva, que pueda atraer visitantes como pueden ser los estudiantes y convertirla en una herramienta de formación para ellos. Queremos que este espacio de raíces y de memoria se convierta en un espacio vivo y dinamizador», añadía el concejal de Cultura.

Traslado de asociaciones

La iniciativa contempla la utilización de todo el edificio para el museo, lo que implicará el traslado de las asociaciones que tienen allí su sede y su lugar de trabajo a otro inmueble.

Desde el PP no ven con buenos ojos el mantener allí el museo dados los problemas de humedades que padece el edificio y siguen apostando por la casa del farero como lugar más apropiado por su belleza e historia.

Compartir el artículo

stats