Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El cotonet arruinará el 25 % de la producción de cítricos en Morvedre

Ascosa-AVA pedirá ayudas directas para el sector y tratamientos más efectivos y tempranos

Un agricultor muestra los efectos del cotonet.  | LEVANTE-EMV

Un agricultor muestra los efectos del cotonet. | LEVANTE-EMV

La plaga del cotonet de Sudáfrica arruinará el 25 % de la cosecha de cítricos en el Camp de Morvedre. Así lo augura la Asociación de Agricultores Ascosa-AVA tras cuantificar los daños ocasionados en la comarca por el insecto planococcus citri. «Hay campos afectados con un 10 % y otros en los que aumenta hasta un 60 %, lo que implica toda la cosecha perdida», adelanta el presidente de la entidad agraria en Sagunt, Francisco Campillo.

Precisamente, el cotonet centró ayer buena parte del consejo rector del Consell Local Agrari, un asunto que preocupa y mucho a su presidenta y concejala de Agricultura, Ana María Quesada, quien quiso conocer de primera mano la situación y las impresiones del sector para estudiar posibles medidas en colaboración con la Generalitat.

La situación para algunos agricultores va a ser «muy complicada esta campaña, ya que los comercios no comprarán naranjas de campos que estén afectados por la plaga, aunque sea en un porcentaje menor», apunta Campillo. «No están por la labor de triar, ya que esto supone un aumento de costes y luego tampoco están dispuestos a destruir la naranja en mal estado, tal y como se exige, ya que implica más gasto, así que no recolectarán y la producción de fincas enteras se irá al traste», añade el representante de los agricultores.

Esta circunstancia generará importantes pérdidas para muchos trabajadores del campo, «un problema añadido a los que venimos padeciendo, que llevará a muchos más a abandonar sus huertos, insistía Campillo

Ante esta coyuntura, Ascosa-AVA pedirá a la Conselleria de Agricultura ayudas directas para los agricultores que tengan sus campos afectados por cotonet y solicitará al Ayuntamiento de Sagunt que apoye al sector en estas reivindicaciones. Así lo trasladó ayer a la mesa del consejo rector el vicepresidente d e la asociación de agricultores, Baltasar Quevedo.

Desde la entidad consideran que «las cosas no se han hecho bien» ni en la prevención ni en el tratamiento de la plaga. «Se han hecho mal y tarde», señalando como responsable a la propia conselleria.

«La efectividad de los tratamientos ha sido poca, por no decir nula, y tampoco se han controlado los tiempos. No se puede empezar a tratar la plaga hace dos meses, debe hacerse mucho antes», explica Campillo, una cuestión que también se puso sobre la mesa en la reunión de ayer, según reveló a Levante-EMV.

Para evitar que esto vuelva a ocurrir, los agricultores solicitan que se inicien los tratamientos en febrero, de cara a la próxima campaña y que sea en este mes cuando se dote al sector de trampas y de depredadores, sin que se escatime en cantidad, ya que los de «esta campaña han sido insuficientes».

Por otro lado, reivindican «el uso del metil clorpirifos como en Italia y que comience a utilizarse desde el mes de abril, para asegurarnos de que nueves meses después, cuando se inicie la campaña, la presencia de residuos del insecticida sea nula» , aseguran las mismas fuentes, que califica de «escasa» la efectividad del insecticida que utilizan en la actualidad, que cifraban entre «un 30 y un 60% pese a hacer el tratamiento en varios ocasiones».

Compartir el artículo

stats