Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una circunvalación de andar por casa

La crisis ha descartado por completo el proyecto de conversión en autovía de la CV-50 en la Ribera. Por eso, los municipios afectados por el paso de vehículos, como Carlet, buscan alternativas. Y esa alternativa es una circunvalación de andar por casa, una ronda interior de dos carriles que parte del puente de Benimodo hasta la carretera de Catadau y que sacará el tráfico de la ciudad. La consellera Bonig aseguró ayer que ya se han redactado estudios informativos y que se está a la espera de presupuesto para redactar el definitivo. «Es una buena alternativa para la próxima legislatura cuando mejore la situación económica», dijo. c. alós alzira

Compartir el artículo

stats