Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Descubren un tejón muerto en el parque industrial de Almussafes

Es la primera vez que un animal de esta especie aparece en la zona y se sospecha que quedó atrapado en un cepo

Descubren un tejón muerto en el parque industrial de Almussafes

Descubren un tejón muerto en el parque industrial de Almussafes

Miembros de una empresa del parque de proveedores de Ford Almussafes encontraron ayer por la mañana el cadáver de un tejón junto al carril bici que discurre por la calle La Granja de esta área fabril, justo en la parte del polígono que se asienta sobre el término municipal de Picassent.

Se trata de un fenómeno extraño puesto que, según señalaron desde la Asociación de Propietarios y Usuarios del Parque Industrial Juan Carlos I (APPI), es la primera vez que un ejemplar de esta especie aparece por la zona dado que sus hábitats naturales son las zonas montañosas, pastizales amplios o bien áreas semiáridas. «Alguna vez hemos visto perros o gatos, pero jamás este tipo de animales», indicaron.

Desde APPI apuntaron que el conocimiento de la presencia del cuerpo lo tuvieron alrededor de las 11 de la mañana, otro factor a tener en cuenta sobre el origen del suceso, ya que los tejones suelen tener hábitos nocturnos y raramente se les puede observar durante las horas de luz.

El animal, de medio metro de longitud, presentaba una herida en una de las patas traseras, lo que hace pensar que podría haber muerto como consecuencia de quedar atrapado en un cepo, circunstancia ésta que todavía no ha sido confirmada.

Se descarta el atropello

Asimismo, diversas fuentes consultadas descartan prácticamente el atropello como causa del fallecimiento por las características del cadáver del «Meles meles», un mamífero carnívoro de complexión robusta, cuerpo mucho más largo y ancho que alto, con patas cortas y cola también pequeña con el extremo romo, y que se alimenta de insectos, particularmente abejas y miel -de donde proviene su nombre en latín-, de otros invertebrados, de mamíferos, de reptiles pequeños, maíz, frutas y plantas, en general, sin desdeñar la carroña.

Los miembros de APPI dieron aviso inmediato a los servicios municipales de Almussafes para que procedieran a la retirada de los restos y también informaron de lo sucedido al Ayuntamiento de Picassent, responsable de la gestión de esta parte del polígono, aunque fueron los trabajadores del consistorio ribereño quienes finalmente acudieron a la llamada de los empresarios.

Las circunstancias en las que el tejón ha aparecido hacen sospechar a los entendidos que pudo haber sido trasladado desde la montaña hasta el punto del polígono donde fue encontrado, debido a que además estaba en avanzado estado de descomposición. Siguiendo esta hipótesis, cabe la posibilidad que el animal quedará atrapado en alguna trampa dentro de una parcela y que alguien quisiera deshacerse de él simplemente arrojándolo lejos del lugar.

Compartir el artículo

stats