10 de agosto de 2018
10.08.2018

Carcaixent recurre a la lucha biológica para combatir el picudo rojo

El tratamiento introduce un hongo descubierto en Elx que potencia las defensas de las palmeras

09.08.2018 | 22:08
Proceso de aplicación del tratamiento a una palmera.

El Ayuntamiento de Carcaixent ha decidido aplicar un nuevo tratamiento biológico para proteger las palmeras del temido picudo rojo. Se trata de la introducción de un hongo específico (Phoemyc) que fue localizado en un palmeral de Elx y que ayuda a potenciar las defensas de los ejemplares tratados contra el picudo. «Este tratamiento innovador se refuerza con actuaciones con producto químico en aquellas palmeras que muestran síntomas de estar ya afectadas por la plata», inficaron fuentes municipales.

La empresa municipal Procarsa, encargada del servicio de jardinería, ha asumido la aplicación de este tratamiento para proteger las palmeras de una plaga que ha causado estragos en muchas localidades, ya que puede llegar a producir la muerte del pie afectado.

Cuando el hongo entra en contacto con la palmera, al igual que sucede en los humanos, la planta se siete atacada por un organismo y actúa activando su sistema defensivo.


Reacciona a un ataque irreal

«Su cuerpo responde a un ataque que realmente no existe -ya que el hongo no puede hacer daño a la palmera- quedando por tanto la palmera preparada para afrontar un futuro ataque real que podría estar provocado por el picudo rojo u otras situaciones estresantes como la falta de agua».

Fuentes del área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Carcaixent indicaron que «este nuevo tratamiento es más respetuoso con el medio ambiente ya que combina la lucha biológica a través de un hongo natural que parasita en el picudo rojo, provocando su muerte, junto con el apoyo de un tratamiento químico, reduciéndose considerablemente la cantidad de productos de síntesis que se tienen que emplear» para proteger las palmeras. Este insecto representa una grave amenaza para las palmeras datileras especialmente, aunque no son las únicas que se pueden ver afectadas. El picudo ha obligado a talar decenas de ejemplares en la localidad de Alzira.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine