12 de agosto de 2018
12.08.2018

Alberic reabre seis años después la piscina cubierta que cerró por la crisis

La empresa local AS Gim se adjudica la gestión y está previsto que arranque la campaña en septiembre

11.08.2018 | 22:58

Los vecinos de Alberic podrán bañarse de nuevo en la piscina cubierta a partir de septiembre. Un proyecto que supone la resolución de una reclamación histórica, después de que la empresa local AS Gim se haya adjudicado la administración del complejo deportivo. Actualmente, el municipio contaba con las instalaciones idóneas para la práctica de este deporte, pero no con negocios del sector que se hiciesen cargo de su explotación. La firma que lo gestionaba desde su apertura rescindió el contrato en 2011 alegando que en los primeros cinco años de funcionamiento había acumulado un déficit de 250.000 euros. Desde que cerrase, el recinto quedó totalmente abandonado y pasó a convertirse en escenario habitual de actos vandálicos. Tanto, que el ayuntamiento ha tenido que invertir más de 138.000? para reparar todos los desperfectos. Llegar hasta aquí no ha sido fácil. En el primer proceso de licitación, AS Gim compitió con otra compañía alcireña, pero esta acabó imponiéndose. Las primeras previsiones desde el Ayuntamiento de Alberic apuntaban a que la reapertura se certificaría a finales de 2017, pero la compañía ribereña acabó renunciando al puesto tras considerar que los pliegos técnicos del contrato no cumplían sus expectativas. Declarado fallido, el consistorio volvió a elaborar un nuevo plan y lanzó otro concurso público, en el que de nuevo, AS Gim ha vuelto a ganar.

Las prestaciones a cargo del ayuntamiento han sido claves para que el proyecto sea una realidad a partir del próximo mes. Cuando la piscina cubierta decidió bajar la persiana tras la «espantada» de la empresa que se encargaba de la explotación de las instalaciones, el gobierno municipal contactó con otras cuatro compañías del sector para que estudiasen la posibilidad de hacerse cargo del recinto y evitar un pleito con el adjudicatario. Todas se negaron puesto que reclamaron que el ayuntamiento asumiera el gasto energético del complejo, lo que suponía un desembolso anual de 40.000 euros. Bernat Hervás, por aquel entonces concejal de Deportes, mantuvo contactos con firmas especializadas en la gestión de piscinas cubiertas e intentó convencerlas, pero todas coincidieron en una misma premisa: que el consistorio pagara los gastos de luz, gasoil y agua, algo totalmente inviable para la localidad en aquella época.


El ayuntamiento va con todo

En este nuevo modelo de gestión, el consistorio anunció que los gastos de electricidad para las instalaciones, el equipamiento propio de las piscinas, y energía de las calderas, correrán por su cuenta. El mantenimiento general y reparación del sitio, a través de los procesos de tratamiento, filtrado, depuración, climatización y calderas, también correrán a cargo del consistorio, así como el control higiénico sanitario del agua.

Además, el gobierno municipal incluyó unos horarios que el concesionario final deberá garantizar, aunque podrán ser modificados en última instancia, previa autorización del Ayuntamiento de Alberic. En cuanto a la piscina cubierta, de lunes a sábados tendrán que abrir ocho horas al día y los domingos seis horas, durante ocho meses y medio. Además, durante antes del periodo estival permanecerá cerrada un tiempo por la obligación de la normativa vigente para poder llevar a cabo el proceso de desinfección y lacado. Unas exigencias a las que AS Gim ha dado el visto bueno y que se aplicarán a partir de septiembre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook