15 de septiembre de 2018
15.09.2018

Cada vez más pacientes indican al médico el modo en que desean morir

Veinticinco vecinos de la comarca registran sus Voluntades Anticipadas durante el 2018 en el Hospital de Alzira - El documento puede consultarse desde cualquier hospital público de España

14.09.2018 | 22:08

Las «voluntades anticipadas» o «instrucciones previas» es el documento hospitalario a través del cual una persona expresa su voluntad sobre la asistencia sanitaria y los tratamientos que desea o no recibir en caso de no poder manifestarlo de forma consciente en el momento final de su vida. Un total de veinticinco ciudadanos de la Ribera han registrado sus Voluntades Anticipadas en el Servicio de Información y Atención al Paciente del Hospital de Alzira en lo que se lleva de año 2018. A través de este documento una persona puede decidir sobre el destino de sus órganos (con finalidad terapéutica, docente o de investigación), así como indicar quién será su representante para que, en caso necesario, actúe como interlocutor ante el médico o el equipo sanitario que debe decidir sobre los tratamientos a realizar al final de la vida del paciente.

El documento de voluntades anticipadas, que puede revocarse después de ser registrado, puede presentarlo cualquier persona mayor de edad o cualquier menor emancipado con capacidad legal. Para formalizar el documento, la persona interesada puede acudir al notario o bien realizar un escrito ante tres testigos mayores de edad, dos de los cuales, como mínimo, no pueden tener relación familiar, matrimonial, de afinidad o patrimonial con el interesado.

Como en el resto de hospitales públicos valencianos, el registro en el Servicio de Atención e Información al Paciente del Hospital de Alzira puede realizarse acudiendo personalmente a sus instalaciones, ubicadas en la planta baja del centro hospitalario, o enviando la documentación a través de las oficinas PROP o por correo certificado. A través del servicio, el documento queda inscrito en el Registro de Voluntades Anticipadas de la Comunitat Valenciana, que se encuentra sincronizado con el Registro Nacional de Instrucciones Previas (RNIP), de manera que el documento puede ser consultado desde cualquier hospital público del Sistema Nacional de Salud. Asimismo, el documento se incorpora al historial clínico del paciente.


Pretensiones del Gobierno

El nuevo gobierno de Pedro Sánchez se muestra dispuesto a regular la eutanasia. La primera proposición de ley del grupo socialista que llegó al Congreso de los Diputados tras la moción de censura que acabó con Mariano Rajoy fue la regulación de la muerte asistida. El Código Penal contempla en la actualidad penas de prisión de entre cuatro y ocho años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook