Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Vilamarxant examina al renovado Alzira de Dani Ponz en la primera jornada

El técnico prevé un choque «muy igualado» en el que «el mínimo error marcará la diferencia» entre dos equipos con una preparación similar

El Vilamarxant examina al renovado Alzira de Dani Ponz en la primera jornada

El Vilamarxant examina al renovado Alzira de Dani Ponz en la primera jornada

La UD Alzira inicia hoy su nueva andadura en Tercera División, aunque no es la categoría que se conocía hasta ahora. La pandemia ha obligado a reestructurar el fútbol y ahora existen dos grupos en Tercera, uno norte y uno sur. Los azulgranas están ubicados en el primero, «el más equilibrado de los dos», según el técnico Dani Ponz. Los suyos abrirán la temporada frente al Vilamarxant en lo que él mismo prevé un duelo «muy igualado en el que el mínimo error marcará la diferencia».

El conjunto alzireño llega al primer partido de competición tras un periodo de preparación en el que se han visto victorias y derrotas de todo tipo, algo a lo que el entrenador no le preocupa: «Todos sabemos que las pretemporadas son para lo que son, importa más el proceso que se sigue que los resultados. El año pasado, la UD Alzira solo ganó un partido en pretemporada y acabó como el segundo mejor equipo de la categoría».

Lo que sí genera mayor inquietud es la situación provocada por la pandemia y sus posibles consecuencias en los primeros compases de la competición. No todos los equipos han iniciado la pretemporada el mismo día y algunos llegan al primer choque del curso con un estado de forma mejor que otros. «Es cierto que nosotros nos enfrentamos ahora a un equipo que tiene más o menos el mismo rodaje, pero es un hecho que podría abrirse una brecha inicial importante de la que se beneficien aquellos con un ritmo competitivo más elevado», comentó al respecto Ponz.

El entrenador de la UD Alzira se mostró satisfecho con el bloque conformado: «El equipo realizó una campaña sorprendente que ha llamado la atención de otros clubes y es normal. Apenas quedan cuatro jugadores del año pasado y toca reestructurar el equipo, es un proceso que lleva su tiempo. Hay muchas caras nuevas, algunas de ellas que han llegado en los últimos días, que van a tener que conocerse entre ellos y adaptarse. Pero estoy muy contento con el equipo que tenemos porque creo que va a ser capaz de luchar en todos los campos».

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats