Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Martínez escala hasta el 82.º puesto de la ATP tras ganar en Marbella en dobles e individuales

El tenista de Alzira solo concede un set durante el torneo Challenger y se impone en la final a Jaume Munar

El alzireño Pedro Martínez Portero durante un partido del torneo de Marbella. | ATP

El alzireño Pedro Martínez Portero durante un partido del torneo de Marbella. | ATP

A dos meses de que se acabe 2020, todo hace pensar que este se considerará el año de consagración del alzireño Pedro Martínez Portero. El joven tenista ha ganado madurez y se consolida como uno de los mejores del mundo. De ayer, de hecho, es el número 82 en la clasificación de la ATP, nuevo récord de su carrera deportiva. Alcanza esta plaza tras lograr un doble triunfo en Marbella.

Martínez Portero cuajó una gran participación en el mítico Roland Garros y, semanas después, alcanzó la final en el torneo de Villena. El alzireño no desaprovechó su siguiente oportunidad y llegó a la localidad malagueña como segundo cabeza de serie del torneo, de nivel Challenger. En primera ronda se deshizo de Mario Vilella Martínez de forma contundente (6-2, 6-1). En octavos de final sufrió algo más pero venció también (7-5, 6-3). El nivel de exigencia fue mayor en cuartos, donde el eslovaco Blaz Rola le puso en algún que otro aprieto (7-6, 4-6, 6-3). En semifinales se enfrentó y venció a su compatriota Carlos Taberner, mientras que en la final hizo lo propio con Jaume Munar (7-6, 6-2). «Este título significa mucho para mí. Ha sido la guinda al buen año que he hecho», resumió el alzireño.

Segundo trofeo

Su alegría fue mayor ya que se proclamó vencedor del abierto de Marbella apenas unas horas después de conquistar el torneo de dobles junto a Gerard Granollers. El alzireño y el catalán se deshicieron de sus rivales ronda a ronda hasta llegar a la final, que les enfrentó al venezolano Luis David Martínez y al brasileño Fernando Romboli. Vencieron en dos sets (6-3, 6-4).

«He mejorado y tengo mucho margen por delante. Hay que seguir trabajando y uno nunca debe dejar de mejorar. Confío en ir domando mi carácter y estoy aprendiendo cada vez más a convivir con él. Trato de aprovechar toda esa energía a la hora de jugar. Con trabajo y paciencia vamos dando pasos», declaraba a la ATP tras su doble triunfo.

De ese modo, Martínez Portero sumó el que es su segundo título ATP Challenger Tour. Ya ha llovido bastante (al menos en el sentido figurado) desde su primer trofeo, conseguido en Bastad en el año 2018. Tras aquello llegaron otras tres finales, todas ellas se saldaron con derrota. Cayó en 2018 en Barcelona frente a Roberto Carballés, el año pasado en Villena frente a Pablo Andújar y hace unas semanas, de nuevo en Alicante, frente a Carlos Alcaraz.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Recuerda que con la entrada en vigor de la Normativa Europea PSD2 se requiere un doble proceso de validación a la hora de realizar la transacción.
Te recomendamos tener a mano tu móvil. Estamos aquí para ayudarte, 963 030 950.

Compartir el artículo

stats