Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Lola Navarro recupera la alcaldía de Carlet para el PSPV treinta años después

Ortega seguirá como concejala

Lola Navarro, al recibir la vara de mando de manos de Maria Josep Ortega. | LEVANTE-EMV

Lola Navarro se convirtió anoche en alcaldesa de Carlet. Le cedió la vara de mando Maria Josep Ortega tras renunciar al cargo en virtud del pacto de gobierno alcanzado en 2019 entre Compromís y el PSPV para gestionar en coalición el ayuntamiento. «Asumo el cargo con la máxima entrega y entusiasmo», proclamó nada más tomar posesión ante una nutrida representación política del PSPV, encabezada por la delegada del Gobierno, Gloria Calero, y el conseller de Territorio, Arcadi España. No era para menos: desde hace treinta años los socialistas no lideraban el ejecutivo local.

Navarro aseguró que gobernará «con humildad» y consciente de que «ha de ser la voz de los ciudadanos la que ha de prevalecer». También se comprometió a «escuchar a todos los vecinos para dar solución a sus demandas y, si no se consiguen, explicar porqué no ha sido posible». Igualmente agradeció a Compromís su trabajo y lealtad, «sobre todo en momentos que han sido muy duros a consecuencia de la pandemia», al tiempo que subrayaba que en los dos últimos años de la legislatura «lo único que va a cambiar es la cara de la alcaldesa».

Antes de abandonar el cargo, Ortega señaló que su objetivo desde que alcanzó hace seis años la presidencia del consistorio había sido «trabajar, tomar decisiones y atender a los vecinos con honradez y transparencia» e incluso pidió públicamente disculpas por si en algún momento durante su mandato no había actuado «con la claridad necesaria». Del mismo modo, reconoció el esfuerzo a sus compañeros de Compromís y a los concejales del PSOE y agradeció también el papel de la oposición del PP. Ahora se mantendrá en el gobierno local como concejala.

La portavoz del PP, Laura Sáez, lanzó en su parlamento una dura triatriba contra el bipartito. Calificó la coalición de «pacto de los bolsillos» y defendió que sus integrantes «solo se han preocupado de sostener sus áreas de poder como reinos de taifas», consideró «nefasta» la gestión, deploró «la inoperancia y desidia» de los concejales y auguró que tras el cambio en la alcaldía «todo irá a peor» en Carlet. Navarro le afeó el tono «de campaña» de su discurso.

Compartir el artículo

stats