Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Compromís exige más competencias municipales para frenar las grandes centrales solares

Los nacionalistas de la Ribera Alta reclaman un plan director que dictamine dónde se pueden instalar y dónde no

Més Compromís de la Ribera Alta denunció ayer que los ayuntamientos se encuentran «indefensos» ante la proliferación de proyectos de grandes centrales fotovoltaicas y reclamó más competencias en el ámbito municipal para frenar plantas que pretenden ocupar terrenos de especial sensibilidad. «Los ayuntamientos opinan, pero otros deciden por falta de competencias legales para decidir si el lugar es adecuado o si se quiere o no», denunció la formación nacionalista, que también reclamó un plan director de ámbito autonómico que catalogue el territorio «y determine las zonas en las que se puede o no instalar este tipo de plantas».

«Es imprescindible que haya un marco que contemple la idoneidad de los terrenos, que determine zonas prioritarias o preferentes frente a otras en las que no sea posible, y minimizar la ocupación desmesurada del territorio», incidió la dirección comarcal de Compromís, mientras señalaba que «la necesidad de impulsar una transición energética no puede obviar que ésta ha de ser también ecológica y no a costa del territorio».

Diferentes empresas impulsan proyectos en Tous, Catadau, Llombai, Alzira o Carcaixent y, según la formación nacionalista, en la Ribera Alta se da la circunstancia de que «las solicitudes no diferencian la tipología del terreno» y quieren ocupar tanto suelo agrícola como forestal, incluso terrenos afectados por incendios, o zonas de recarga de acuíferos «lo que aumentaría el riesgo de inundación si se impermeabilizan con placas solares».

Compartir el artículo

stats