Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los vecinos instan a PSOE, Cs y Vox a apoyar en el Congreso las obras contra inundaciones

La FAAVV reclama un estudio de alternativas para elegir la mejor forma de reordenar el enlace de la CV-50 con la CV- 41 al ampliar el barranco de la Casella

Vista actual del enlace de la CV-50 con la antigua CV-41 junto al barranco de la Casella. | PERALES IBORRA

La Federació d’Associacions de Veïns d’Alzira (Faavv) aprovechó el pleno celebrado el miércoles por la corporación para emplazar a los concejales de PSOE, Ciudadanos y Vox a que medien ante sus diputados en Madrid para que se hagan eco de la petición unánime que en mayo elevó el ayuntamiento al objeto de que los Presupuestos Generales del Estado de 2023 asignen una partida de 26 millones de euros para mejorar la seguridad de la ciudad frente a las inundaciones provocadas por los barrancos. El PP y Compromís ya han recogido esta petición a través de sendas proposiciones no de ley y la Faavv pretende que se mantenga en la Cámara Baja el consenso alcanzado por todas las fuerzas políticas en Alzira.

El debate llegó precedido de un rifirrafe entre el PP y el gobierno municipal (Compromís-PSOE) a cuenta de la moción de los populares para garantizar que se mantenga la conexión de la ciudad con el barrio de Materna, ante el temor de que unas alternativas que dio a conocer el alcalde, Diego Gómez, supusieran perder el actual paso sobre el barranco en el conocido como Pont de Xàtiva.

«Cortar el acceso a una barriada es una barbaridad, el que dice eso es porque no lo piensa», llegó a señalar el concejal socialista Fernando Pascual, que afeó a los populares su propuesta al considerar que rompía la unanimidad alcanzada en plenos anteriores en materia contra inundaciones. El bipartito enmendó la propuesta para añadir la coletilla de que en la solución que se contemple para el nuevo enlace entre la CV-50 y la avenida de Carcaixent se tengan en cuenta las directrices tanto de la Generalitat como de la Confederación Hidrográfica. El PP consideró que de ese modo se desvirtuaba su propuesta, que acabó retirando.

El representante de la federación vecinal, Voro Pérez, reiteró la petición al gobierno municipal de que encargue un estudio de alternativas técnicas para que, en base a las propuestas que realicen los ingenieros, los ciudadanos y los responsables municipales puedan elegir la mejor a través de un proceso de participación ciudadana, contemplando todas las sensibilidades.

Lecturas sesgadas en el debate sobre la demolición del puente

La solución a las inundaciones del barranco de la Casella se convirtió por momentos en arma arrojadiza. El portavoz del PP, José Andrés Hernández, esgrimió un titular de Levante-EMV que aludía a la demolición del Pont de Xàtiva para defender su propuesta en favor de los vecinos de Materna, si bien la información daba cuenta de la demolición y reconstrucción para ampliar el paso del barranco. El socialista Fernando Pascual, que afeó al PP que se basara en noticias de prensa en su acción política, defendió que no existe ningún proyecto sobre la mesa que justifique la afirmación de que el puente se tiene que derribar, si acaso opiniones de técnicos. No obstante, la petición de 26 millones que elevó el pleno parte de la estimación del coste de las propuestas de reordenación que realiza Typsa en un informe que todavía no es público. Voro Pérez recordó en el pleno que fue el catedrático al que el ayuntamiento encargó un estudio dejó clara la necesidad de derribar el puente.

Compartir el artículo

stats