24 de agosto de 2019
24.08.2019

Clave Denia adquiere 47.000 metros cuadrados en el polígno el Golfo de Tavernes para abrir un centro logístico

La mercantil considera la zona un enclave "estratégico" por su facilidad en las conexiones por tres y carretera

24.08.2019 | 13:11
Clave Denia adquiere 47.000 metros cuadrados en el polígno el Golfo de Tavernes para abrir un centro logístico

La empresa Clave Denia, que gestiona las tiendas Ale-Hop de complementos, ha adquirido tres terrenos que suman 47.000 metros cuadrados en el polígono El Golfo, en el entorno de la estación de Renfe, en la carretera que une la N-332 con la playa.

La adquisición se cerró a principios de este mes de agosto entre la mercantil con sede en Ondara y otra empresa propietaria de las parcelas, que se encuentran justo a la entrada del polígono.

El objetivo a medio plazo de Clave Denia es construir un gran centro logístico con oficinas, que sería el segundo en la comarca de la Safor después de la nave de 20.000 metros cuadrados inaugurada recientemente en Bellreguard -donde aún falta por adecuar 2.000 metros cuadrados- y que permitirá implantar en la capital de la Valldigna decenas de puestos de trabajo. La firma no ha detallado aún cuantos puestos de trabajo creará en Tavernes.

Desde la firma consideran el polígono el Golfo una posición «estratégica». De hecho,habían tanteado otras ciudades, aunque finalmente se han decidido por Tavernes. «Está a tan solo tres kilómetros de la ciudad, cuenta con una parada del tren que une Valencia y Gandia -justo al lado del futuro centro logístico-, la playa a tan solo dos kilómetros, a 20 minutos de nuestro nuevo centro logístico de Bellreguard, pasará por la puerta el futuro corredor mediterráneo y seremos dos o tres empresas en todo el polígono», indicaron.

De momento, no se aventuran a hablar de plazos de inicio de las obras. «Lo que teníamos claro es que era una buena oportunidad de compra para un fututo, pero no podemos determinar para cuándo será, ya que primero se debe hacer la recepción del polígono, debemos terminar varios proyectos que tenemos actualmente en marcha y, por supuesto, debemos continuar la buena marcha de ventas y expansión que contamos actualmente».

El Gobierno local vallero ha jugado un importante papel en esta operación, especialmente el alcalde, Segi González, y el concejal de Urbanismo, Josep Llàcer, como reconoce la propia empresa. Antes de lanzarse a cerrar la operación, desde Clave Dénia se reunieron con los responsables políticos para conocer la situación urbanística del polígono. «Nos han ayudado con toda la información que necesitábamos. También se han comprometido a colaborar en la finalización del polígono y en todo lo que necesitemos para desarrollar nuestra actividad», señalan desde la empresa, que agradece «su implicación desde el primer momento, que ha hecho que nos decantemos por la compra».

El alcalde, Sergi González, destacó ayer, en conversación con Levante-EMV, «la gran oportunidad» que, a su entender, supone la llegada de una empresa tan potente como Clave Dénia a Tavernes. «Es bueno para las vecinas y los vecinos, por la oportunidad laboral que supone, y para el pueblo, porque también genera ingresos y actividad complementaria». Para González, la operación «demuestra que empieza a haber actividad industrial en Tavernes» y que esta operación «viene a confirmar el buen trabajo que se ha hecho en los últimos años para solucionar los problemas que tenía el Golfo».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook