06 de agosto de 2019
06.08.2019
Rastro

Galiana mantiene la prohibición de vender ropa en los mercados festivos

06.08.2019 | 00:18

La concejalía de Mercados, dirigida por Carlos Galiana, mantendrá «la prohibición de venta de ropa, calzado y bicicletas», según afirman fuentes municipales, en la regulación de los mercados que tienen lugar los domingos y festivos situados en el entorno del Mercado Central y el Rastro, pese a las protestas del pasado domingo por parte los vendedores con carteles contra el mencionado edil. Esta desaprobación por parte de los vendedores tuvo lugar porque a partir del próximo domingo entrará en vigor la nueva orden de la venta no sedentaria en los mercadillos.
Esta ordenanza argumenta que «en los mercados periódicos festivos se efectúa la venta de objetos usados, artísticos o de colección». Asimismo, los productos autorizados en el mercadillo del entorno del Mercado Central -también llamado mercadillo de la Plaza Redonda por su origen- son artículos de colección como libros de lance, sellos, monedas, cromos, álbumes, música de ediciones descatalogadas, partituras, carteles, estampas y similares. En cambio, las antigüedades que se venden en el Rastro son objetos usados, siempre que hayan sido adecuadamente restaurados, y objetos de colección, con las mismas características establecidas en el mercado de la Plaza Redonda. Esta nueva norma renovó el texto de 2004 y determinó los procedimientos para la obtención de autorizaciones y la organización de las paradas de este tipo de venta.

Aprobado por unanimidad
En ese sentido, el reglamento fue aprobado por unanimidad en abril de este año, fecha en la que se mandó una circular a los comerciantes afectados, y estuvo consensuado con las asociaciones vigentes de venta no sedentaria de la ciudad como la Agrupación Integral de Comerciantes sin Establecimiento (AICSE), Agrupación Independiente de Vendedores Autónomos de València (AIVAV), Asociación de Vendedores de Parterre (AVP) y Plataforma por un Mercado Digno (PMD).
Asimismo, desde la concejalía de Mercados también explican que «ningún barrio de la ciudad tiene dos mercados fijos a la semana de ropa y Ciutat Vella ya lo tiene los lunes». Algo que de mantener la situación actual junto al Mercado Central supondría un agravio comparativo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook