Blog 
BA-LON-CES-TO y algo más
RSS - Blog de jose luis garcía llagües

El autor

Blog BA-LON-CES-TO y algo más - jose luis garcía llagües

jose luis garcía llagües

Periodista por vocación. Fotógrafo por afición. Actualmente soy redactor de fin de semana en el diario Levante. En mis ratos libres -muchos, la verdad- hago lo que quiero. O puedo.

Sobre este blog de Deportes

En este humilde ciberespacio hablaré preferentemente sobre uno de los deportes que más me apasiona: el baloncesto. Eso sí, quizá alguna vez me dará por reflexionar sobre algún libro leído, alguna injusticia o algún espacio televisivo. En cualquier caso, lo que quiero es mostrar mis opiniones propias...


Archivo

  • 06
    Noviembre
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Valencia Deportes novela carrera proyecto

    Sueños de fútbol

    Hace unas semanas me puse a buscar entre cajas desperdigadas de mi trastero y encontré carpetas de mi estancia en Menorca -prometo un futuro post sobre esta gran isla- y un par de escritos -luego me acordé de que también estaban en un CD- que redacté durante mi etapa universitaria. Todo periodista tiene un escritor dentro -con mayor o menor talento- y yo no iba a ser menos. El proyecto del que ahora adelanto algunas líneas tenía tintes deportivos y pseudo-biográficos. Nunca fue un texto definitivo, pero me hace gracia recordarlo de nuevo. Esto es solo una simple introducción. Lo titulé "Sueños de fútbol". Era un chavalito que estaba a punto de salir del horno universitario. Quizá mis anhelos no sean los mismos, pero la esencia se mantiene. Espero. Y deseo.

    Sueños de fútbol

    "Cuando escribo la crónica de un partido. Cuando veo a un chaval que despunta sobre los demás. Cuando me toca esperar noventa minutos para sacar la mejor foto… muchas veces me retraigo de forma inconsciente hasta esa tarde de hace unos años.

    Cuando un entrenador rudo y cansado de la vida cercenó en menos de medio minuto mis ilusiones de ser alguien en el mundo del fútbol…
    Recuerdo cada uno de los detalles de esa conversación como puñales de fuego que se clavan en mi alma. Era una tarde gris. Miles de lágrimas emanaban de un cielo poblado de nubes negras. Siempre me ha gustado la lluvia para jugar al fútbol. Le da un toque pausado, ayuda a mejorar el ritmo del partido. El ritmo, siempre lo he pensado, es lo que diferencia a los buenos jugadores.
    Fue al final de uno de mis mejores entrenamientos en el Benimar, uno de los filiales del Valencia en categorías inferiores. Yo llevaba un par de años viajando de equipo en equipo, siempre buscando el mejor césped para mis botas.

    - Vamos a hacer veinte fichas y tú eres nuestro jugador número 21. Puedes venir a ayudarnos a entrenar, a animarnos desde la grada. No te tiramos, como al resto de los otros chicos que no se quedan. Lo único es que no vamos a hacer más fichas y no te podemos bajar al B por edad. De momento, no vas a jugar. A lo mejor alguien se lesiona y puedes acabar en el campo, eso nunca se sabe… pero de momento no vamos a gastarnos dinero en tu ficha.
    -
    El que habla es un nombre rudo, ya no recuerdo su nombre. Solo me ha visto jugar un par de partidos, tres a lo sumo. Poco para evalúar si valgo o no para su equipo. Sin embargo, me guardo las críticas, callo y asiento. Guardo las lágrimas para luego. Me siento demasiado débil para comenzar una discusión. Y el semblante me deja claro que la decisión está tomada.
    Me acuerdo de su bigote hecho de púas de acero, de sus manos callosas. De sus ojos hastiados de ver niños que quieren ser estrellas. Un pobre desgraciado que vive por y para el fútbol de base.
    Un pobre desgraciado que me suelta verdades como puños que impactan en mi cara ensangrentada de miedo.Un pobre desgraciado que cambió mi forma de ver la vida. Fue en ese momento cuando una de mis dos pasiones –la narrativa y el fútbol- le ganó la mano a la otra. Si no puedo ser futbolista –pensé- me ganaré la vida como periodista deportivo…"

    @jlgllagues

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook