Blog 
El Blog de Josep Antoni
RSS - Blog de josep antoni mollà soriano

El autor

Blog El Blog de Josep Antoni - josep antoni mollà soriano

josep antoni mollà soriano

Encara que soc mestre titolat, "profesor de E.G. B.", deia el paper, i he treballat a Correus, el periodisme de "corresponsal", al Noticias al dia dirigida pel mestre J. J. Pérez Benlloch, i després la del Levante, fins que funde en 1987 "Crònica" per a la Vall, mentre ...

Sobre este blog de Comarcas

En este Blog tenen cabuda les meues col.laboracions setmanals a l'edició vall d'albaidina d'este diari: "El mirador del Benicadell" i "la noticia de la setmana a la Vall Blanca". També aniran caent altres escrits amb punts de vista i assumptes diferents, que puga ...


Archivo

  • 27
    Julio
    2017

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Valencia Comarcas

    Ontinyent ensayó su debate

    ontinyent ensayó su debate

    yal final llegó. Digo del primer debate de los grupos políticos representados en el Ayuntamiento de Ontinyent sobre el estado de la ciudad. Era un anunció del partido socialista que, aunque con dilación, se cumple en el ecuador del cuatrienio y más bien a modo de ensayo ¿Expectación? Muy poca, si nos atenemos a los pocos que lo siguieron in situ o por internet (difícil precisar si parcialmente o íntegramente) en directo. Algo más de un centenar a la carta o en diferido. Y es que las casi dos horas que duró el tiempo de discusión hicieron agua, porque como apuntaron portavoces de la oposición, el formato encorsetado no respondió al sano cultivo de la palabra que nos enseñaron los antiguos griegos en sus ágoras.

    En ese contexto de rigidez, el batleJorge Rodríguez, empezó ocupando más de una cuarta parte del tiempo con un memorial de loas y éxitos cuyo alcance es sobradamente conocido. Y por tanto se salió de madre. A no ser que se organizara dicha sesión para poner en valor los 8 millones de euros recibidos en inversiones señalados. Si tenemos en cuenta que, unos por otros, C's, EU, Compromís y PP, usaron entre diez y quince minutos para leer los papeles que, como el alcalde, llevaban redactados de casa, tenemos que aquello ya nos restaba algo más de un cuarto del debate. Tiempo que fue ocupado por la portavoz del PSPVRebeca Torró, para rebatir algunas cuestiones planteadas por los otros portavoces políticos. Contundente como siempre. Certera en sus observaciones sobre la basura. No tanto en la erradicación de la crispación, una asignatura que ya fue aprobada, al unísono, el cuatrienio anterior con Compromís. De la publicidad institucional, compete decir aquello que todo es del color según el cristal con que se mira. Donde Torró perdió rigor fue cuando replicó a la portavoz de Compromís sobre «otro modelo de cultura» ya que tras su declaración de principios „«los socialistas apostamos por una programación cultural para todos», aseguró„ obvió matizar que cultura es algo más que entretenimiento, y que cultura no rima ni con frivolidad ni con banalidad.

    Así que mucho ruido con los ocho millones y pocas nueces en inversiones de creatividad y dinamización cultural. Sobre todo si algunas inversiones son como, valga la noticia reciente, que la Diputación mejorará el acceso a la ermita de Sant Esteve de Ontinyent con nueva intersección, unas obras presupuestadas en 274.000. Lo que denota una sensibilidad extrema de los gobernantes hacía la inversión en piedra. Por el contrario, si exceptuamos el incremento en servicios sociales y poco más, cuando se trata de invertir en alimento intelectual, o sea cultura, ahí como se trata de calderilla, ni se vocea el gasto inversor. La cultura, como se vio en el debate, no interesa o no da votos. No se sabe bien.

    De las distintas intervenciones políticas, señalar la del PP, representado por su portavoz, Mercedes Pastor, que se diluyó entre las consignas del partido o el tema de las basuras, y un arrebato de amnesia en asuntos sangrantes como el nuevo hospital o la EOI. Con el portavoz de Ciudadanos, Juan Revert, llegó una prematura carta a los Reyes Magos pidiendo bajada de impuestos para todos, sin matices. Mientras que la intervención final de Rodríguez alumbró una certeza: «Para este viaje[tan insustancial)] no hacían falta tantas alforjas». El asunto, pues, se dirimió grosso modo entre el afán de los socialistas para que le aplaudan las realizaciones alcanzadas (tal como hicieron Compromís y EU con la memoria histórica), y la oposición, en general, mire hacia los servicios pendientes.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook