Blog 
El blog del hombre
RSS - Blog de Ana María

El autor

Blog El blog del hombre - Ana María

Ana María

Sobre este blog de Valencia

Si eres hombre, te interesa este blog. Si eres mujeres, también te interesa este blog. En los posts que publicaré hablaré de los hombres. El dicho "no hay quien entienda a los hombres" a partir de ahora ya no hará falta usarlo más.


Archivo

  • 22
    Febrero
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    masturbadores masculinos plugs anles

    5 juguetes eróticos que todos los hombres deberían usar

    Por la razón que sea, hay un estigma social que persiste en lo relativo a los accesorios sexuales masculinos, especialmente cuando se trata de juguetes masturbadores para hombre. Mientras las mujeres pueden hablar abiertamente de sus vibradores, un hombre con una vagina en lata en considerado en muchas ocasiones como una especie de pervertido.

    Amigo, si en tu vida careces totalmente de cualquier tipo de accesorio erótico, no sabes lo que te pierdes. Aquí, a continuación, presentamos cinco que pensamos imprescindibles en cualquier dormitorio.

    5 juguetes eróticos que todos los hombres deberían usar

    Dildo para el punto P

    Jóvenes y caballeros, sé que no se trata de un tema sencillo del que hablar, pero permitidme que sea franco: dejad de comportaros como niños y comenzad a familiarizaros hoy con vuestra próstata. Da placer. Aquellos hombres que se oponen de raíz a experimentar los placeres anales son ciertamente un poco inmaduros.

    Puede que sea verdad que a fin de cuentas no te guste, pero a menos que juguetees un poco con ello, nunca vas a estar seguro de ello. Si no puedes hacerlo de ninguna de las maneras, puedes probar al menos con un poco de estimulación en el perineo. Pruébate hoy mismo.

    Sí, cierto que todavía a día de hoy muchos hombres tienen reparos a probar los placeres anales, pero los que ya se han introducido en este campo hablan de sensaciones indescriptibles y de orgasmos que recorren el cuerpo entero, desde los pies a la cabeza.

    No es necesario introducirse un pene, ni objetos con formas fálicas, para eso están los plugs anales, que son la mejor herramienta para introducir a los hombres en el sexo anal. Su punta estrecha y su base más ancha permiten que se pueda ir de menos a más tranquilamente, y siempre usando el oportuno lubricante anal.

    Anillos para el pene

    Un simple anillo de esta clase colocado alrededor del pene o del escroto, es capaz de retener el flujo sanguíneo. La consecuencia es facilitar erecciones fuertes como una roca.

    Al contrario que en los inicios en el instituto desabrochando nuestros primeros sujetadores, no vamos a tener un orgasmo sin unos pocos esfuerzos por nuestra parte. Antes de volverte loco con productos como la Viagra, entra en tu sex shop online de confianza, pide un anillo y pruébalo. Notarás la diferencia.

    Balas vibradoras

    Tiene todo el sentido del mundo que no queramos tener un vibradorenorme en casa. Sin embargo, para ser totalmente sinceros, si tienes uno de estos puede ser realmente fantástico ya que raramente conocerás a una chica a la cual no vaya a gustarle una oferta de este estilo. Una bala vibradora es un poco más pequeña que un vibrador normal. Su propósito no es la penetración, si no la estimulación del clítoris.

    Fleshlight

    Si vamos a comprarnos un juguete masturbador ¿por qué no comprar el mejor? En este accesorio, los solteros empedernidos encontrarán un gran sustitutivo para sus deseos carnales, sino que puede ser un gran sustitutivo para cualquier hombre que esté atravesando una sequía un poco más larga de lo habitual. Una buena forma de ejercitar nuestro pene es combinar un anillo con un Fleshlight. Así, y solo así, podremos estar preparados para ser auténticos triatletas sexuales.

    Esposas y ataduras

    Esposas aterciopeladas, cadenas con ataduras de cuero, o cualquier cosa parecida que sirva para atar a tu pareja o para ser atado. También hay que tener en cuenta que un set de ataduras podría asustar un poco a cualquier persona con la que solo tengamos sexo, pero tenerlas a mano en caso de que la otra persona sea proclive puede dar lugar a experiencias muy sensuales y divertidas.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook