23 de agosto de 2017
23.08.2017

Lucía Pons Escat | Falla Blanquerías (El Carmen)

Un regreso al barrio paterno para presidir la comisión más visible y rosa

19.09.2017 | 13:01
Lucía Pons Escat | Falla Blanquerías (El Carmen)

No existe un programa informático que, introduciendo las variables, permita conocer sin margen de error qué falleras de las 73 seleccionadas serán las agraciadas con un puesto entre las privilegiadas. Ese proceso está lleno de variables e intangibles. Así que Lucía Pons, como todas las demás, tendrá que esperar a la lectura del acta en la Fonteta para conocer el resultado, aunque forme parte del grupo de investigación de ingeniería Informática de la Universitat Politècnica, donde estudia también el tercer curso del grado para seguir una costumbre de casa. «Soy de una familia de informáticos».

Y también es fallera de Blanquerías, cuya actuación en la preselección fue redonda. Doblete con ella y con María Burriel. «Me hace mucha ilusión que lleguen las preselecciones, pero también el poder estar en la final con ella después de todo el año juntas. Acabaremos el reinado juntas hasta el final».

Blanquerías es una comisión pequeña, pero con una enorme visibilidad. Y pertenecer a ella, después de años de vaivenes en su historial, es por algún motivo fundado. «Antes fui de otra comisión, de la que fui fallera mayor infantil con siete añitos. A Blanquerías llegué hace dos años a través de Gloria». El irresistible poder de convocatoria de la presidenta «rosa», «como mi año de fallera mayor. Me he encontrado en Blanquerías con una falla sobre todo familiar, con posibilidades de trabajar por ella. Además, mi padre es originario del Barrio del Carmen, por lo que se juntaron todos los factores para llegar aquí. Y el año pasado surgió la oportunidad de ser fallera mayor y ni me lo planteé: si soy fallera, ¿cómo no querer ser fallera mayor?». Y con posibilidades de vivir en primera fila acontecimientos y momentos con los que sueña cualquiera que ostenta ese cargo. «Por ejemplo, tengo una foto que vale su peso en oro: el día de la Crida de la Humanidad, las falleras mayores de València que fueron invitadas pernoctaron en nuestro casal. Poder compartir ese momento histórico con ellas...». Buen año, buenos momentos a los que les quedan todavía uno para poder redondear.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fallas

Las candidatas a la corte de honor 2018 pasan una prueba de lectura trilingüe

El jurado que, el próximo sábado, elegirá a la corte de honor adulta de 2018 –y...

El bando fallero mantendrá cinco días de verbenas

Fuset anuncia la participación de las Federaciones falleras en los debates de unas normas que se...

Ingeniera de Obras y relacionada en origen materno con el Cantar de Mío Cid

Ingeniera de Obras y relacionada en origen materno con el Cantar de Mío Cid

Cada acontecimiento tiene su momento y su trascendencia. Pero dentro de años, décadas o siglos,...

Ana Bellver Ruiz: Falla Visitació-Oriola (Zaidía)

Ana Bellver Ruiz: Falla Visitació-Oriola (Zaidía)

Todo un récord: repite presencia en la final de adultas nueve años después

Manuela Fusco Scannapieco | Falla Rodríguez de Cepeda-Lorenzo Palmireño (Camins al Grau)

Manuela Fusco Scannapieco | Falla Rodríguez de Cepeda-Lorenzo Palmireño (Camins al Grau)

El Grao, Italia y Venezuela, todo en una fallera de espíritu emprendedor

Una excelente demostración de poder aplicar el dicho de «renovarse o morir»

Una excelente demostración de poder aplicar el dicho de «renovarse o morir»

La historia de las 73 candidatas a fallera mayor es la historia de una generación. A aquellas que...

Enlaces recomendados: Premios Cine