Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La provincia despide un febrero ventoso, frío y seco

El mes ha sido muy variable, con temperaturas muy bajas la primera quincena y algo cálida en su tramo final

La provincia despide un febrero ventoso, frío y seco

La provincia despide un febrero ventoso, frío y seco

La Comunitat Valenciana ha cerrado un febrero que ha sido seco, frío y de gran variabilidad térmica, con una temperatura media de 7,7 grados -1,1 grados más baja que los normal- y con una precipitación media de 20,7 litros por metro cuadrado, un 46 por ciento menor al valor climatológico normal. De hecho, el pasado mes registró el día más frío (el 7) y el más cálido del invierno (el 26).

Según la información facilitada por la delegación territorial de la Agencia Estatal de Meteorología, la primera quincena del mes fue «muy fría» debido a la irrupción de una masa de aire de origen ártico que dio lugar a que se registrasen las jornadas con los termómetros más bajos de los tres últimos años, desde febrero de 2012. La segunda mitad, que resultó normal, con días como el día 26 que llegaron a ser muy cálidos.

La temperatura más bajas del mes se registró en Fredes el día 6, con 8,8 grados negativos. En las capitales de provincia, en el conjunto del mes, Alicante tuvo una media de 12 grados, -0,3 por debajo de lo normal; Valencia de 12,3 grados, -0,2 grados, y Castelló 11,3 grados, -0,4 grados. En cuanto a las precipitaciones, la cantidad media estimada ha sido de 20,7 litros por metro cuadrado, un 46 por ciento inferior al valor climatológico normal (38.2 l/m2), lo que permite calificar al mes como seco. En muchas localidades del litoral el acumulado mensual es inferior a cinco litros por metro cuadrado, como en Castelló, con 3.4 l/m2.

Ocho horas a más de 100 km/h

Otro de los valores destacados del mes ha sido el viento. En el observatorio de Castelló, el 70 por ciento de las horas del periodo el viento sopló con componente oeste, desde el suroeste hasta el noroeste. La provincia registro rachas que alcanzaron los 122 kilómetros por hora en Fredes el día 25; los 121 kilómetros por hora en Vilafranca el 27, o los 99 en Atzeneta el 5.

Entre todos estos datos, destaca la situación de Vilafranca. Cada mes Ignasi Llopis realiza un resumen de los datos meteorológicos que se registran y gracias s a su trabajo desinteresado se sabe que el pasado 27 de febrero, desde las 10 h de la mañana hasta las 18 h, el viento sopló a más de 100 km/h de manera ininterrumpida.

La observación de Ignasi Llopis nos permite saber que en marzo, desde que existe registro de datos en Vilafranca, siempre se han registrado temperaturas mínimas bajo cero, excepto en 1994 cuando la mínima fue de 0 grados. En 2013 cayeron 65 centímetros de nieve y en 1968 entre 75 80 centímetros.

Compartir el artículo

stats