Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los sindicatos piden al Gobierno fondos para proteger a las familias

Navarro (CEV) y Sáez (UGT) coinciden en pedir que se libere a las empresas del coste de bajas o permisos

UGT y la organización de autónomos UPTA reclaman al Gobierno una prestación para las personas trabajadoras que tengan que hacerse cargo del cuidado de sus hijos menores en aislamiento por covid-19, en especial para las 70.000 familias que son monoparentales.

En un comunicado, UGT ve necesario un permiso retribuido no solo para los padres, sino también para las personas que tengan a su cargo a mayores dependientes que tengan que guardar cuarentena por la covid-19 o se vean confinados por el cierre de los centros de día.

Para ello propone un fondo de compensación para cubrir el coste de estos permisos retribuidos, una medida que propondrá en la reunión de la mesa de diálogo social del 4 de septiembre.

Por otro lado, el Gobierno se reunirá con los agentes sociales y económicos para abordar las repercusiones que pueda tener en el ámbito laboral la evolución de la pandemia cuando las aulas estén abiertas, algo que también se tratará en la próxima Conferencia de Presidentes autonómicos el 4 de septiembre.

Desde València, los agentes sociales muestran su preocupación. El presidente de la patronal CEV, Salvador Navarro, apuntaba ayer que las empresas, muchas de ellas tocadas por la crisis, «no pueden asumir el coste» económico de bajas o permisos retribuidos para aquellos padres y madres que tengan que quedarse al cuidado de hijos en cuarentena, y aboga por estudiar otras fórmulas.

Así lo señaló en relación a la posibilidad que estudia el Gobierno de poner en marcha de un permiso retribuido o baja para aquellos padres cuyos hijos tengan que guardar cuarentena por la covid-19. En su opinión, con la vuelta al cole «aún no hemos empezado y ya se están poniendo problemas, cuando en marzo muchos sectores dieron el do de pecho y no hubo percances grave. Parece que no haya ganas de que los niños vayan al colegio», lamentó.

El secretario general de UGT-PV, Ismael Sáez, coincide con el líder de la patronal. A su juicio, sería «inasumible» para las empresas tener que hacerse cargo de este coste, más aún teniendo en cuenta la «difícil» situación en la que se encuentran muchas.

Compartir el artículo

stats