Cientos de miles de personas han sido vacunadas en la Comunitat Valenciana con la primera dosis de AstraZeneca, como sanitarios, docentes o Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, entre otros sectores. Mañana, las autoridades sanitarias deben determinar la posible vinculación de esta vacuna con la aparición de trombos graves, el mismo síntoma que ya puso bajo la lupa a la vacuna de Janssen. El antídoto ha vuelto a recibir un revés esta semana tras la muerte de un valenciano que había sido vacunado con AstraZeneca días antes y la estancia de una mujer en una UCI de Vitoria tras tener que ser inducida al coma tras recibir la misma vacuna.

De hecho, los criterios para inocular las vacuna sse han ido modificando y reajustando conforme surgían o no incidencias entre la población. En un primer momento AstraZeneca estaba indicada para un tramo de edad, pero hace unas semanas se rectificó esta decisión y se tomó otra: emplearla para inmunizar a las personas de entre 60 y 69 años en la Comunitat Valenciana. La cuestión ahora es saber qué ocurrirá con esas miles de personas que ya han recibido la primera dosis de AstraZeneca.

Darias: “La Comisión de Salud dará el viernes alguna pauta sobre los menores de 60 que han recibido una dosis de AstraZeneca” Agencia ATLAS / EP

Astrazeneca y segunda dosis: la postura del Consell

Ximo Puig aseguró hace un par de semanas que la postura del Consell es seguir vacunando con AstraZeneca y ofrecer la segunda dosis a todos los ciudadanos que ya recibieron el primer vial porque los especialistas con los que trabaja la Generalitat "son favorables a esta postura" y así lo aconsejan. No obstante, agregó, se trata de una decisión que se debe tomar en el Consejo Interterritorial y que, a su juicio, se debería consensuar para toda España para unificar en este sentido la lucha contra el coronavirus.

Puig pide que se aclare "cuanto antes" la situación de Janssen LMV / GVA

Te puede interesar:

"Es cierto que parece que no hay un día de tranquilidad", admitió antes de participar en una jornada en Madrid, pero sobre todo, ha subrayado, estas incidencias "transmiten una gran sensación de inseguridad a la población y eso es algo que no podemos permitir". Puig defendió la vacunación y expresó su convencimiento de que las vacunas son seguras, aunque reconoció que es necesario que todas las incidencias que se detecten se analicen exhaustivamente porque "lo más importante es la seguridad de las personas y si hay algún problema, se debe buscar la solución".

Astrazeneca y segunda dosis: las autoridades debaten aún si aplicar un segundo vial de esta vacuna.