Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los alcaldes defienden a la diputación al destacar su utilidad para la gestión local

Un 90 % de los ayuntamientos considera «muy» o «bastante» importante a la entidad provincial, por el 83 % que lo consideraba hace tres años

Si una duda suele intervenir en la conversación ciudadana cuando aparecen mencionadas las diputaciones es si sirven para algo. La cuestión tendría rápida respuesta si estuviera entre los interlocutores, como quien no quiere la cosa, algún alcalde. Así, un 90 % de los responsables municipales de la provincia de Valencia consideran «muy importante» o «bastante importante» la labor de la diputación para su gestión diaria.

La estadística sale a partir de una encuesta encargada por la corporación provincial a la que han respondido 204 de las 266 alcaldías que conforman la provincia de Valencia, tres de cada cuatro. Esta sirve de valoración numérica de la tarea de la institución por parte de los que se consideran dentro de la entidad como sus principales «clientes»: los ayuntamientos a los que presta servicio.

En este sentido, la sensación de utilidad de la diputación por parte de quienes portan la vara de mando en los consistorios es hasta mayor que la que había hace tres años cuando se realizó el anterior sondeo. Así, si en 2018 era el 83,2 % de los alcaldes los que veían como «muy importante» o «bastante importante» (un 43,9 % lo primero y un 39,3 % lo segundo) la labor de la diputación para la posterior gestión en su municipio, en la encuesta reciente este porcentaje aumenta al 90,7 % (un 72,1 % lo califica de «muy importante» y un 18,6 % «bastante»).

En el actual barómetro también bajan las respuestas de quienes ven la diputación «poco o nada» importante del 4,9 % de 2018 al 2,4 % que se registra en el último barómetro. También se observa que el papel de la entidad provincial en los ayuntamientos se incrementa en los de menor tamaño. Así, mientras la media es de 4,6 sobre 5 en cuanto a su importancia, entre los alcaldes de localidades de hasta 2.000 habitantes la relevancia de la institución aumenta hasta el 4,74.

La utilidad e importancia de la diputación para los ayuntamientos no es la única valoración muestra la encuesta de la que sale bien parado el actual equipo de gobierno provincial. La ayuda que han recibido los municipios durante la gestión de la pandemia de la covid ha sido puntuada por parte de los alcaldes con una nota media de 8, los servicios que presta y su funcionamiento actual reciben una puntuación media de 7,8, mientras que a la gestión de Toni Gaspar como presidente de la diputación le ponen un 7,6 y solo uno de cada 10 munícipes le suspende.

Redefinir las competencias

Precisamente Gaspar explicó ayer que está dispuesto a «redefinir» y traspasar a la Generalitat competencias que en la actualidad desempeña la diputación en distintas materias, pero ha advertido de las dificultades y de los problemas legales que hay en algunos casos para hacer efectivo ese cambio.

Entre estas señaló el Hospital General de Valencia, gestionado a través de un consorcio tras el convenio de colaboración suscrito entre la Diputación y la Conselleria de Sanidad. Gaspar explicó que transferir este centro sanitario a la administración autonómica supondría perder los más de cien millones de euros que se reciben del Estado a través de la entidad provincial.

Compartir el artículo

stats