El 'president' de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, se muestra partidario de introducir «algún tipo de reforma» con «total normalidad» en la ley de garantía integral de la libertad sexual, conocida como ley del 'solo sí es sí‘, en el caso de que en un «momento determinado» no alcance «su objetivo», y subraya que una norma que se impulsa para «beneficiar a la sociedad y, en este caso, a la mujer, lo que no puede es producir unas consecuencias que no son positivas», explica. 

En declaraciones a los medios tras asistir este sábado a la VIII edición del Brindis del Cava de Requena (Valencia), el jefe del Consell subrayó la importancia de que la mujer «esté protegida» con esta nueva norma y tenga «los derechos legítimos que tiene de origen y que el machismo aún presente en la sociedad hace que se dificulte y llegue a la violencia».

Así, apostó por modificar la ley: «Soy partidario de que si una ley en un momento determinado no alcanza su objetivo se tome en consideración». En cualquier caso, apuntó que aún está pendiente el pronunciamiento del Tribunal Supremo y de la Fiscalía.

«La ley, lo que hace es proteger a la mujer y, si en un momento determinado no cumple con el objetivo, hay que hacer algún tipo de reforma con total normalidad, como con cualquier ley», insistió.

Finalmente, recalcó que una ley como la del 'solo sí es sí' que está para «beneficiar a la sociedad y, en este caso, para la mujer, lo que no puede es producir unas consecuencias que no son positivas». 

Tras su visita a Requena, Puig también estuvo presente en Xixona para firmar un convenio que potencie la Ruta y el Día Mundial del Turrón. «Tenemos que ir desestacionalizando el consumo del turrón», insistió Puig, y subrayó que «un producto de máxima calidad no puede estar consumiéndose únicamente en una época del año». 

En esta línea, apuntó que, «aunque evidentemente el turrón siempre tiene que tener ese sabor especial navideño, tiene que ir mucho más allá». El jefe del Consell resaltó que en 2022 tanto la exportación como la producción de turrón están creciendo.