La empresa pública Adif y la unión temporal de empresas conformada por Dragados SA (45%), Rover Infraestructuras SA (20%), Rover Rail SA (20%) y Tecsa Empresa Constructora SA (15%) han firmado hoy el acta de replanteo del inicio de las obras del canal de acceso, el soterramiento de las vías ferroviarias al sur de la ciudad. Un formalismo administrativo que da el pistoletazo de salida a las obras de esta infraestructrura ferroviaria con un coste de 443 millones de euros y 51 meses de ejecución (más de cuatro años).

La ministra de Transportes Raquel Sánchez ha visitado esta mañana la zona donde se iniciarán en breve los trabajos, junto al presidente de la Generalitat Ximo Puig, el alcalde de València Joan Ribó, la consellera de Política Territorial Rebeca Torró, la delegada del Gobierno Pilar Bernabé y la presidenta de Adif, María Luisa Domínguez.

Raquel Sánchez, quien no ha obviado que esta metaformosis urbanística que propiciará la actuación ferroviaria "la esperamos desde 2003", sí ha querido señalar que las obras del canal de acceso son un "hito en la integración ferroviaria de Valencia y el desarrollo del corredor mediterráneo. Hoy iniciamos una nueva etapa con unas obras que ofrecerán en su conjunto unas inmensas posibilidades de movilidad a la Comunitat Valenciana en los próximos años".

El alcalde de Valènica, Joan Ribó, ha celebrado que las obras que se inician hoy "permitirá en 2028 abrir el muro [ferroviario] que divide 170 años la ciudad de València". Y también ha aprovechado para "exigir celeridad" en la tramitación y ejecución del "túnel pasante, la Estación Central y el AVE a Castelló". El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, también ha celebrado el avance hacia una ciudad sin barreras aunque también lamentó que en las actuaciones que quedan pendientes en algunas "desgraciadamente se ha tenido que volver a empezar", señaló en referencia a la anulación de los contratos del túnel pasante, la Estación Central y el AVE a Castelló.

Tras la firma de replanteo entre Adif y las empresas contratistas, realizada hoy antes de la visita oficial a la zona de obras, se inician las primeras actuaciones: "campañas de topografía y sondeos complementarios, gestión de los servicios afectados y comienzo de los movimientos de tierras", antes del inicio de los túneles que se construirán sin interrumpir el tráfico ferroviario, lo que añade más complejidad a las obras.