Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Balance

La Cámara de Valencia entra en 2013 en pérdidas con unos números rojos de 860.447 euros

La institución, que apenas ingresó por cuotas de las empresas, tiene 47,9 millones de euros en fondos propios

La Cámara de Comercio de Valencia volvió a registrar pérdidas al cierre del ejercicio 2013, según las cuentas que ayer aprobó su pleno. La entidad tuvo el año pasado unos números rojos de 860.447 euros, frente al beneficio de 139.707 de 2012. Según un comunicado de la institución, el resultado final es mucho mejor del previsto, dado que el presupuesto de 2013 contemplaba unas pérdidas de 1,89 millones de euros, como consecuencia del fin del pago obligatorio de cuotas por parte de las empresas. El año pasado, la Cámara ingresó por este concepto fundamentalmente, impuestos atrasados un total de 670.404 euros, muy lejos de los 2,88 millones del ejercicio precedente. Este descenso, según la institución, se vio compensado por el incremento en la prestación de servicios a las empresas. De los ingresos totales del año pasado, 3,53 millones procedieron del negocio básico de la institución. Fueron 141.212 euros por encima del presupuesto. Los convenios y subvenciones, en su mayoría con las administraciones, aportaron 1,46 millones, 92.491 euros menos de lo previsto.

Los gastos ascendieron a 7,32 millones, 901.438 euros por debajo de lo calculado inicialmente. Casi la mitad de ese dinero, en concreto 3,56 millones, se destinó a gastos de personal en un ejercicio en el que la institución despidió al 10 % de su plantilla, es decir, 9 empleados. Las pérdidas de 2013 van con cargo a las reservas de la entidad, que cuenta con unos fondos propios de 47,9 millones.

Compartir el artículo

stats