29 de mayo de 2018
29.05.2018

Cuando la fallera mayor y la corte ejercieron de embajadoras de la fiesta en Córdoba

A un mes del inicio de las preselecciones, repasamos el viaje de Rocío Gil y la corte de honor para el reportaje "Hermanas de Patrimonio" del Extra de Fallas 2018

29.05.2018 | 22:52

Falta un mes para empezar el largo proceso de elección de las nuevas falleras mayores de València y cortes de honor, las que reinarán en 2019. El tiempo sigue incontenible su camino y parece que fue ayer cuando, en los calores del mes de julio, iban apareciendo nombres que, en el mes de septiembre, se confirmarían como las actuales representantes y embajadoras de la fiesta. Rocío Gil Uncio y las doce falleras de la corte de honor se han ido transformando en caras conocidas y reconocibles. Han consolidado su papel, cada vez más exigente, al servicio de una fiesta que quiere seguir creciendo.

Tan grande es iniciar el ciclo como empezar a concluirlo. Todas ellas inician ahora el último tercio de reinado. Aún queda tiempo para que pasen a formar parte del particular libro de oro de la fiesta. De esta faceta también importante de la fiesta.

Desde hace años, décadas realmente, Levante-EMV ha creído firmemente en el valor de estas figuras representativas. Y es por ello que ha puesto a su servicio las publicaciones diarias, semanales o anuales. Y en ese contexto, se tomó la decisión de, al abrigo de la declaración de las Fallas como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, revestir a las trece falleras, aún más, de ese papel moderno de embajadoras de la fiesta. Después de haber "peinado" los entornos de la ciudad a la que representan se transformó, durante años, en "la foto de tus sueños", con las que las cortes de honor, desde la de 2008 (Gloria Martínez) a la de 2016 (Alicia Moreno). En 2017 se dio ese cambio y Raquel Alario y su corte protagonizaron el reportaje "Patrimonio Imperial", recorriendo tierras del centro de España reconocidas por la Unesco: la Granja de San Ildefonso, la ciudad de Segovia y el Monasterio de El Escorial.

En 2018, Rocío Gil y la corte de honor viajaron durante dos días a Córdoba, la ciudad que con más insistencia ha gestionado sus tesoros materiales e inmateriales. València y Córdoba no rivalizan: se complementan y comparten sus legados para todo el mundo.

Patios, Medina Azahara, Mercado Victoria, Alcázar de los Reyes Cristianos, Callejas, Centro Histórico, Cristo de los Faroles, Taberna Cazuela de La Espartería... acompañen a Rocío Gil, Alicia Andrés, Mireia Bazaga, Lucía Villalba, Meritxell Soler, Estefanía Mestre, Noelia Ibáñez, María Urios, Marta Sahuquillo, Marta Sobrino, Laura Fabra, Lucía Serrano y Silvia Vicent en un viaje del que pudimos desprender una enseñanza fundamental. Las trece falleras son la mejor forma de extender la palabra de la fiesta. Y cuando las acompañas, ves su implicación y su compromiso, y las sensaciones que suscitan ante los ciudadanos del mundo, sólo puedes llegar a una conclusión: es el buen camino.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook