Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Lilith, la primera mujer que supo decir «no»

Esta asociación escogió su nombre no de forma casual. Quería que se les asociase con una mujer fuerte, valiente, que representara los valores de la asociación y es, por eso, que se escogió como nombre Lilith. Es una figura legendaria del folclore judío, de origen mesopotámico. Se le considera la primera esposa de Adán, anterior a Eva. Según la leyenda (que no aparece en la Biblia), abandonó el Edén por propia iniciativa y se instaló junto al mar Rojo, uniéndose allí con Samael, que llegó a ser su amante, y con otros demonios. «Lilith fue la primera mujer que dijo «no». Simboliza la independencia y la insumisión al negarse a someterse al mandato del hombre por considerarlo un igual; el valor por abandonar el paraíso que es lo único que conocía al darse cuenta de que para ella era más bien un infierno, y la fortaleza de continuar adelante con la estigmatización que se le ejerció», señala Laura Blaz-Jerez, presidenta de la asociación.

Compartir el artículo

stats