Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un patio de recreo igualitario e inclusivo

Plantan árboles y arbustos para crear un bosque mediterráneo

31

Patio igualitario e inclusivo en el Barranquet de Godella M. A. Montesinos

El tesón, empeño y sacrificio de un grupo de familias ha permitido convertir el patio de recreo del Barranquet de Godella en un espacio lúdico igualitario e inclusivo, despojando al recinto del tópico de lugar donde ‘solo’ se juega a fútbol y baloncesto durante el descanso del bocadillo.

Fue en 2018, cuando la Asociación de Familias de Alumnado del CEIP El Barranquet de Godella, ante la «preocupación por los pocos recursos de los que se disponía para mejorar el centro, la falta de sombra del patio, sin vegetación y con el único reclamo de ocio de dos porterías y una canasta», decidio moverse «para suplir esas carencias y darle un vuelco al patio», explica Tono Pardo, presidente de la AFA.

Pardo analiza que en los patios de recreo «de toda la vida» un número concreto de alumnos se apodera de la pelota y la cancha deportiva, y el resto queda arrinconado, «sin espacio donde disfrutar y hacer lo que le gusta». «No todo tiene que girar en torno a una pista, que solo atiende a una minoría del alumnado y causa la segregación por sexos. Es cierto que hay niñas que juegan a fútbol o baloncesto, pero es difícil lograr la igualdad en una pista deportiva», señala el presidente.

Así, encargaron el diseño de un proyecto para conseguir un «patio verde, inclusivo y coeducativo», señala. Dos años después, el plan es una realidad y los niños y niñas del centro disfrutan de bancos de arena para jugar con cubos y palas, dos rocódromos, un circuito de triciclos, un huerto urbano y atracciones de madera.

Pero para ello, las familias, con el apoyo del claustro, han tenido que tirar de ingenio y también de trabajo fuera del horario escolar. Los fondos para acometer las actuaciones han salido, en su mayoría, de las convocatorias de los presupuestos participativos, en los que han conseguido que sus planes sean los más votados.

Aportación de fondos propios

Así, han logrado sustituir el suelo protector del patio infantil, la instalación de nuevos elementos de juego, y la renovación del mobiliario del colegio, para convertir el patio en una zona donde extender la labor pedagógica con mesas y sillas de madera donde poder dar clase al aire libre. Otro cambio ha sido la construcción de dos rocódromos donde el alumnado, tanto de Infantil como de Primaria, puede desarrollar su psicomotricidad. Pero también han inyectado fondos propios, unos 12.000 euros, para otras actuaciones, como un circuito de triciclos en la zona de recreo de infantil o maceteros para el huerto urbano.

A su vez, acudieron a la conselleria de Agricultura, Desenvolupament Rural, Emergència Climàtica i Transició Ecològica para plantar decenas de arbustos y árboles autóctonos con los que crear un bosque mediterráneo.

A la inyección económica, tanto propia como de la administración, se suma que padres y madres del Barranquet han destinado muchas jornadas de sábado de los últimos dos años -con el parón del confinamiento- a trabajar en el centro creando las zonas verdes, pintando vallas y otro mobiliario, podando de árboles y cubriendo otras necesidad.

Pero el objetivo de la AFA no está concluido. «Quedan cosas por hacer y nuevos retos. La idea es que durante este curso se concluya el huerto inclusivo, ya que los elementos se instalaron a finales de 2020 pero falta adaptarlos para que sean inclusivos», indica Pardo, que añade que «todo lo que se ha realizado hasta ahora, permite analizar su funcionamiento y definir nuevas actuaciones para un futuro próximo». «Creo que hemos logrado tener un patio donde prima la igualdad», recalca.

Un nuevo edificio

Además de toda la labor realizado y las actuaciones que puedan llegar, el CEIP el Barranquet será rehabilitado de forma integral, dentro del Pla Edificant, con 1,6 millones de euros. La actuación comprende un nuevo edificio en el que se ubicará gimnasio, comedor, cocina y aulas. Este proyecto se desarrollará en tres años. Durante el año 2021, se destinarán 57.452,55 euros al diseño del proyecto de edificación, mientras que en los dos años siguientes se destinarán 1.351.812,81 euros y 238.555,20 euros, respectivamente, para las actuaciones.

Compartir el artículo

stats