Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La oficina de Objetos Perdidos retorna hasta 700 euros a sus propietarios

Los objetos más habituales son teléfonos móviles, carteras y llaves extraviadas

La Oficina de Objetos Perdidos de Alaquàs continúa funcionado a pleno rendimiento. Durante este año, una gran cantidad de vecinas y vecinas han recuperado dinero y objetos valiosos extraviados gracias al trabajo realizado en este servicio prestado por la Policía Local de Alaquàs.

la Oficina ha vuelto a las personas propietarias cantidades significativas como 540 euros, 136 euros o 50 euros. Hay que destacar además que durante estos primeros meses del año se han recuperado también 12 móviles además de multitud de carteras, llaves y otros objetos de menor valor.

La Oficina de Objetos Perdidos municipal fue creada en 2018 con el objetivo de depositar y custodiar los bienes muebles de valor extraviados durante un plazo máximo de dos años en el término municipal de Alaquàs con el fin de ser devueltos a las personas propietarias. Está situada en las dependencias de la Policía Local de Alaquàs y abierta al público las 24 horas del día durante los 365 días del año. Además, y para evitar desplazamientos innecesarios, el Ayuntamiento de Alaquàs ofrece la posibilidad de consultar los objetos depositados en el tablón de anuncios de la web municipal en un listado que se actualiza de manera trimestral.

El procedimiento para reclamar algún objeto perdido consiste en la personación e identificación de su titular, que tendrá que justificar de manera fehaciente su propiedad con la aportación de facturas, contratos o cualquier otro documento o medio admitido en derecho que demuestre la misma, momento en el cual se procederá a hacerle entrega de éste.

Balance de 2020

Durante 2020, desde la Oficina se realizaron 146 actuaciones, entre recepciones y devoluciones, lo cual permitió que más de 60 personas recuperaran objetos que habían extraviado. En la Oficina se encuentran actualmente más de medio centenar de objetos sin reclamar. Los objetos más habituales son teléfonos móviles, carteras y llaves extraviadas pero se pueden encontrar también gafas de sol, cascos de motoristas, bicicletas o incluso alfombras.

Compartir el artículo

stats