10 de junio de 2010
10.06.2010

Sarkozy ordena que sus guardaespaldas no sean demasiado altos para él

El presidente galo seleccionó a los trabajadores más bajos para aparacer junto a ellos en una fábrica

10.06.2010 | 02:00

El presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, ha pedido que sus guardaespaldas no sean demasiado altos, según publicó ayer el diario Le Parisien. Éste es el último episodio de los problemas de altura de Sarkozy, que mide 1,65 centímetros y que ha recopilado el diario británico Daily Telegraph.
En su posado con Barack Obama, el presidente galo se hizo fotos de puntillas, con alzas de siete centímetros y encima de cajas para parecer más alto. El Telegraph recordó los contínuos esfuerzos de Sarkozy por no aparecer en público tan bajito, ya sea en sus actos oficiales con con su esposa, Carla Bruni, que mide 1,77 y ya solo usa zapato liso.

Elegir a los bajitos
El diario británico cuenta otro momento controvertido, el que ocurrió durante la visita presidencial a una fábrica de piezas para automóviles, cuando al parecer se habría seleccionado a los obreros menos altos para que posaran junto al mandatario francés. El Elíseo desmintió dicha información, pero los propios trabajadores admitieron haber sido seleccionados por su baja estatura, "Para no ser más grandes que el presidente", dijeron.
La talla de Sarkozy es un elemento recurrente entre los caricaturistas, que retratan al presidente como un enano. En abril, el Elíseo protestó un anuncio en Alemania de Citróen que pedía a sus clientes que hicieran como Madame Bruni y eligieran un "pequeño modelo francés".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine