Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El arquitecto cibernético de BBVA

Pionero en la digitalización bancaria, Luis Javier Blas y su equipo de 1.500 personas se han convertido en un referente de la banca electrónica. Ciberseguridad, inteligencia artificial, robótica o Big Data aplicados al negocio bancario. El futuro. El presente.

El arquitecto cibernético de BBVA

El arquitecto cibernético de BBVA

Hablar de BBVA en transformación digital es hablar de liderazgo. El banco lleva más de diez años volcado en los cambios tecnológicos y eso le ha permitido atravesar fronteras hasta ahora impensables. En el mes de abril, las operaciones de la entidad a través de móvil ya superaron a las realizadas en la red de oficinas. Una verdadera revolución que le ha servido para que Forrester califique su app para teléfonos como la mejor del mundo. Tras este fenómeno se encuentra Luis Javier Blas, Head of Engineering (director de Ingeniería) de la entidad, el arquitecto de todo el edificio tecnológico de la compañía que preside Francisco González. Dirige un equipo de 1.500 personas en España que trabajan desde el desarrollo del Big Data hasta la seguridad ante ataques cibernéticos. Este equipo tiene un presupuesto para inversión y gasto en talento de 800 millones de euros.

Luis Javier Blas es miembro del comité de dirección, el órgano de la entidad que marca la agenda estratégica. El último de los objetivos centrales es el desarrollo del Big Data. «El dato es nuestra apuesta de futuro, pero como hemos ido quemando etapas de transformación digital antes que los demás estamos más avanzados», asegura Luis Javier de Blas a El Mercantil Valenciano. Esta vertiente depende directamente del consejero delegado, lo que denota la importancia que en el banco le da a la minería de datos. Además, BBVA ha creado una sociedad llamada Datio para trabajar la inteligencia alrededor de la abundante información. Los científicos de datos de la entidad tienen como única finalidad incrementar los servicios para clientes con la intención de facilitar la toma de decisiones. «Podemos decirle al cliente en cuanto está tasada su vivienda con comparativas del barrio y el sector», explica. Es información que puede ser muy útil para las personas y sus decisiones.

Otro de los retos en los que trabaja el equipo del arquitecto cibernético del BBVA es la seguridad. «Estamos continuamente concienciando a empleados y clientes para que tomen precauciones en ciberseguridad. La prevención es la clave», apunta. Esta vertiente va ligada a algunos de los desarrollo de inteligencia artificial. «Tenemos desplegada una tecnología para móvil de identificación a través de la voz. Los patrones biométricos tienen una tendencia a ser infalibles a nivel de seguridad y permiten al usuario no tener que estar memorizando y cambiando las contraseñas», explica Blas. Para este directivo, la finalidad es la de siempre: «Herramientas para mejorar la vida de los clientes». El banco también ha mejorado casi hasta la perfección el reconocimiento de lenguaje habitual, apunta.

BBVA también ha introducido los «chatbots» para la atención al cliente, aunque ha reforzado su estrategia en la asistencia personalizada. «Como tener un amigo que te gestiona las cuentas a todas horas», asegura.

La última innovación de BBVA ha sido la oficina total. Un lugar donde se concentran todos los especialistas en asesoramiento. La primera en abrir ha sido la de Castelló de la Plana y tiene 900 metros cuadrados. Es la última tendencia para combinar el incremento del proceso digital con la atención cara a cara.

Pero para Luis Javier de Blas, la clave del éxito y algo que considera «diferencial» en BBVA respecto a la competencia es «que se ha transformado el equipo». «La gran transformación de BBVA en la ingeniería ha sido la transformación de las personas y del equipo humano. Nosotros nos lo hemos creído», sentencia el director de Ingeniería.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats