30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Albalat y Sagunt se cuelan entre las ciudades españolas con el aire más limpio

Algar ocupa la 12ª posición de casi 100

Imagen de archivo de una estación de medición. | DANIEL TORTAJADA

Imagen de archivo de una estación de medición. | DANIEL TORTAJADA

El último informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la contaminación del aire ha dejado en muy buen lugar a El Camp de Morvedre, ya que los resultados en las tres estaciones instaladas en la comarca se sitúan entre los mejores de una clasificación estatal que reúne a casi un centenar de municipios.

De hecho y según un estudio que recoge las medias diarias de contaminación atmosférica a lo largo de todo 2019 ya sea a través de partículas, ozono, dióxido de nitrógeno o emisiones tanto de dióxido de azufre como de monóxido de carbono, la localidad más limpia es la palentina Villalba de Guardo, cuyos datos se empezaron a registrar en mayo con un índice de calidad del aire (ICA) de 3,8 microgramos por metro cúbico (µg/m³).

Ya con mediciones de enero a diciembre, la segunda posición la ocupa Albalat dels Tarongers (4,6 µg/m³), por delante de Sagunt (5 µg/m³). Un poco más atrás, concretamente en el duodécimo puesto, aunque todavía dentro de los parámetros que la OMS considera óptimos, aparece Algar de Palància, con un ICA de 6 µg/m³.

Además de ese resumen, el trabajo también ofrece los datos mensuales, que en la capital comarcal revelan que febrero fue el peor mes para la contaminación atmosférica al alcanzar un promedio de 13,2 µg/m³, lo que supone una calidad moderada del aire. Por contra, noviembre fue el mejor, al registrar un ICA de 2. Este estudio que se realiza desde hace unos años permite ver la evolución de esta variable, que en el caso de Sagunt mantiene una tendencia positiva, ya que este ICA se encontraba en 2017 en 7 µg/m³, para pasar un ejercicio después a 6,7 y quedarse en 2019 en el mencionado 5.

Esta mejoría también se siente en Albalat, donde la calidad del aire se mantuvo en niveles óptimas durante todo el año, con el 2,2 de mayo como el registro más destacado, y superaron los resultados de los años anteriores, cuando este índice se situó en 5 y 4,7 hasta los 4,6 µg/m³ de la última medición. Por su parte, Algar ha mejorado dos décimas con respecto al anterior ejercicio, aunque los datos más sobresalientes los obtuvo en 2016, cuando el ICA se quedó en 5,2 µg/m³.

Según el alcalde de Sagunt, Darío Moreno, los registros en la capital comarcal «ponen de relieve la buena calidad del aire», que se explica por «la privilegiada localización en una zona aireada, debido a su proximidad al mar y a las últimas estribaciones montañosas de la Sierra de la Calderona y de la Sierra de Espadán».

«Queda mucho por hacer»

En cualquier caso, el socialista añade que «cuando realizamos análisis dentro de la ciudad vemos que, por ejemplo, el tráfico rodado sigue suponiendo un problema. Lo que tenemos que hacer, a pesar de los buenos datos de los que podemos sentirnos orgullosos, es seguir trabajando para mejorar la calidad del aire porque queda mucho por hacer».

Compartir el artículo

stats