Las vacaciones de diciembre son, en ocasiones, difíciles de organizar. No solo hay que saber conjugar bien los días de vacaciones con las celebraciones familiares, sino que hay que tener en cuenta también qué ofrece cada destino en esta época del año. ¿Apetece ir a la nieve? ¿Visitar ciudades con un encanto especial en Navidad? ¿Mejor huir del frío y volar lejos para bañarse en playas tropicales?

Una vez tenemos eso claro, solo hace falta hacer las maletas y poner rumbo al aeropuerto más cercano. Para que la decisión no sea tan difícil, dejamos diez destinos que combinan todos estos planes.

Los mejores destinos para visitar en Navidad

Toma nota de los mejores sitios a los que ir este mes de diciembre.

Tenerife

Una de las siete islas que conforman el archipiélago canario y que esconde grandes contrastes. En Tenerife hay impresionantes playas, preciosos bosques e impresionantes desiertos y parques naturales, como el del Teide. Lo mejor: sus temperaturas suaves durante todo el año, que te permitirán incluso tomar el sol en la playa en pleno mes de diciembre. Por todo ello, y porque los vuelos a la isla son baratos y salen todos los días, Tenerife es una gran opción para visitar en Navidad.

La Laguna, en Tenerife Levante-EMV

Oporto

Esta ciudad portuguesa es conocida por sus edificios decorados con los típicos azulejos azules, el archifotografiado puente Don Luis I y por poseer una de las librerías más famosas del mundo. Oporto en invierno es una ciudad llena de vida con, por ejemplo, las terrazas de La Ribeira, donde tomar buenos vinos. Además, si vas con tiempo, puedes visitar los alrededores de la ciudad y acercarte a la costa norte de Portugal, como Costa Nova, un pintoresco pueblo con casitas de colores que triunfarán en Instagram. Otros sitios con encanto por la zona son Aveiro, Coímbra, Braga o Guimarães.

Estocolmo

La capital sueca se convierte en una ciudad de ensueño cada Navidad. La ciudad se viste de gala, y en especial el Gamla Stan, el barrio antiguo, que estará repleto de luces de colores. Además, Estocolmo tiene uno de los mercadillos más bonitos de Europa, el Skansen, que combina puestos de comida y bebida típicos con otros de artesanía. Y de nuevo, si el tiempo no es un impedimento, puedes intentar ver a las increíbles auroras boreales en el Parque Nacional de Abisko.

Estocolmo en Navidad

Estocolmo en Navidad Skyscanner

Faro

Si tu plan pasa por huir del frío, el sur de Portugal puede ser una buena opción. La zona del Algarve tiene, además de impresionantes calas y playas vírgenes (cada vez más visitadas en verano), una esencia muy característica. Faro, como capital de esta región, tiene una variada oferta de ocio que se mantiene en invierno y es, además, una estupenda base para descubrir otras ciudades cercanas como Olhão, Tavira o Silves. También quedan muy cerca las espectaculares playas de Albufeira, que permiten fotos de postal con sus maravillosas vistas, y preciosos senderos que descubrir.

Madrid

Pasar las vacaciones de Navidad en Madrid no parece muy exótico, pero puede ser un planazo para esta época del año. La capital del país se viste de largo cada año para celebrar estas fiestas, y son muchos los que se acercan a pasar unos días y aprovechar para hacer compras y visitar Madrid. Además, en Madrid se encuentran algunos de los mejores mercados de Navidad de España, como el de la Plaza Mayor que, con más de 100 puestos, es el más antiguo y tradicional.

Mercadillo de Navidad en la plaza Mayor de Madrid Eduardo Parra

Ciudad de México

Toda la zona del Caribe y Centroamérica son destinos muy solicitados en estas fechas. El invierno en Ciudad de México tiene algo mágico, con tradiciones como la de La Virgen de Guadalupe, que se celebra el 12 de diciembre. Más de 5 millones de personas se reúnen el santuario de Guadalupe, en el cerro del Tepeyac, en Ciudad de México. No podemos olvidarnos de sus impresionantes playas, como Playa del Carmen o Tulum, que mantienen temperaturas muy agradables. También podrás descubrir algunas de las mejores ruinas mayas.

Ciudad de México Levante-EMV

Estrasburgo

Uno de los destinos de moda en diciembre, que se ha ganado el puesto a pulso por su decoración y su mercadillo navideño, esta ciudad te teletransportará a un auténtico cuento de hadas. Un imprescindible en la zona es el Christkindelsmarik, uno de los mejores mercados de Navidad de Europa y el más antiguo de Francia. Además, en la región de Alsacia hay varias pistas de esquí, por si en tus planes entra pasar un par de días disfrutando de la nieve.

Sevilla

La capital andaluza tiene una de las temperaturas más agradables durante el invierno de todo el país. Por eso, es un momento ideal para hacer turismo y patear todas las calles de la ciudad, desde la Giralda hasta la Plaza de España, pasando por el Alcázar y el impresionante puente de Triana, sin el asfixiante calor que impera allí en verano. Además la ciudad no cierra sus terrazas, que alegran las calles y son la excusa perfecta para sentarse a descansar y tomar algo. No aprieta el tiempo, puedes acercarte a visitar la antigua ciudad romana de Itálica, que fue escenario de la última temporada de Juego de Tronos.

El puente de Triana con la Giralda de fondo, en Sevilla Jose Manuel Vidal

Sofía

Bulgaria es, todavía, un gran desconocido para muchos. Sin embargo esconde tesoros arquitectónicos, como en el caso de Sofía, su capital. Es una ciudad de Europa del Este renovada, pero con un interesante legado cultural. Además ofrece muchos planes diferentes, tanto en la ciudad como en sus alrededores, en plena naturaleza. Algo que hace este destino muy atractivo es que hay vuelos muy baratos durante todo el año. Eso sí, en diciembre hace mucho frío. Con suerte puedes ver la ciudad nevada, con el encanto que eso le añade.

Sofía Skyscanner

Maldivas

¿Quién diría que no a una Navidad en la playa? Esto solo puede ser realidad en el hemisferio Sur, y el mejor lugar para disfrutarlas sin preocuparse por nada más es, sin duda, Maldivas. Con una temperatura media de 30ºC y en plena temporada seca, podrás tomar el sol en sus playas de arena blanca y bañarte en sus aguas turquesas cada día. Atrévete con el buceo, pues es casi más bonito lo que hay bajo el mar que en la superficie. Además de corales, es temporada de avistamiento de varias especies de tiburón, enormes mantas oceánicas y barracudas.