11 de febrero de 2012
11.02.2012

Siberia está muy lejos

Enrique Moltó

11.02.2012 | 06:30

Las masas de aire frío que provocan olas de frío en el mediterráneo son las llamadas Ártica Marítima (AM), Polar Continental (PC) y Ártica Continental (AC). Por simplificar, la que llamamos AM viene «directamente» del norte, del Polo, aprovechando el pasillo creado por un anticiclón en el norte del atlántico y una borrasca sobre Escandinavia. Es una masa de aire que se carga de humedad al pasar por el Atlántico y deja nieve abundante en el Cantábrico e incluso en la meseta norte pero al mediterráneo llega seca y algo menos fría. La masa denominada PC viene de Europa Oriental, con vientos del nordeste, por el pasillo que deja el Anticiclón frío centroeuropeo y una borrasca ubicada más o menos en el Golfo de Génova. Es más seca y más fría que la de antes porque el mar no la atempera, como hace el Ártico con la otra, y en su trayectoria sólo se carga de humedad a veces en su paso por el mediterráneo occidental, dejando algo de nieve en este sector, pero trayendo sobre todo mucho frío al nordeste y al este de España. Por último, la masa de aire AC, es la más fría y seca de todas porque viene del norte de Rusia, no de Siberia, y por tanto, aunque se vaya suavizando en su trayectoria hacia el sur de Europa, es la que más frío suele dejar cuando llega a nosotros. El pasillo es similar a la de la masa anterior pero algo más diagonal y largo, difícil de ver porque es la que tiene un origen más lejano. En 1956 la trayectoria sería esta última y sería lo más parecido, sin serlo, a una masa siberiana. Actualmente el pasillo parece tener su origen entre una AC y una PC pero en ningún caso es siberiana, aunque haga mucho frío, porque Siberia está muy lejos.

enrique.molto@ua.es

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook