20 de julio de 2016
20.07.2016
Suscriptor

Imaginen

Sé de una adúltera vocacional cuyo matrimonio marcha bien gracias a las escapadas de ella (y quizá a las de él). El problema del adulterio es que, resultando saludable para el matrimonio, no se puede institucionalizar, ya que en ese mismo instante se volvería tóxico

20.07.2016 | 04:15
Para continuar leyendo
Hazte suscriptor S+
O utiliza un bono de los todavía que tienes pendientes aquí
Enlaces recomendados: Premios Cine